Ir a versión clásica Ir a versión móvil

García Cuesta, nuevo seleccionador interino de España

EFE EFE
Javier García Cuesta, natural de Mieres (Oviedo), de 61 años y actual director técnico de la Federación Española de Balonmano (RFEBM), será el nuevo seleccionador de España para afrontar los próximos compromisos oficiales previstos para el mes de octubre.

García Cuesta, un hombre de "la casa", según la RFEBM, toma el relevo de Juan Carlos Pastor, cuyo contrato expiró tras los Juegos de Pekín, en donde España logró la medalla de bronce. El nuevo seleccionador ocupará el cargo temporalmente, hasta que concluya el proceso electoral a la presidencia de la RFEBM. Este proceso está previsto que se desarrolle durante el último trimestre del año.

García Cuesta confeccionará su primera lista antes del próximo 26 de octubre, para la concentración de España previa a las dos primeras jornadas de la fase de clasificación para el Europeo de Austria 2010. España jugará el miércoles 29 de octubre frente a Chipre y, el segundo encuentro se jugará el 2 de noviembre en Ucrania.

El acuerdo de García Cuesta con la RFEBM para desempañar nuevamente este cargo estará en función del proceso electoral. España está clasificada para disputar el próximo Mundial de Croacia, a finales de enero de 2009, pero la continuidad de García Cuesta estará relacionada con el candidato que finalmente resulte elegido como presidente de la Federación.

García Cuesta afrontará su segunda etapa como seleccionador español, pues ya desempeñó este mismo cargo entre 1989 y 1993. Ese primer capítulo de García Cuesta al frente del equipo nacional incluyó un quinto puesto en el Mundial de Checoslovaquia"90 y en 1992, el año de los Juegos Olímpicos de Barcelona, acudió a la Copa del Mundo que se disputó en Suecia. España llegó a las semifinales.

Después de esa buena clasificación, el preparador asturiano prometió una medalla para los Juegos, pero el resultado final no fue el prometido.

El quinto puesto olímpico no fue suficiente de acuerdo con las espectativas, ya que sólo igualaba a la actuación en Moscú en 1980, aunque superase a las clasificaciones de Los Ángeles"84 y Seúl"88. Esa plaza final en los Juegos organizados en "casa" no cubrió las espectativas depositadas en la selección de balonmano y meses después García Cuesta cesó de sus funciones.

Javier García Cuesta desarrolló su etapa principal como jugador en el Atlético de Madrid (recaló para la campaña 1968-69 y hasta 1975). El asturiano disputó 63 encuentros con la camiseta de la selección español absoluta. Posteriormente, continuó en este club en el organigrama técnico. Entre otras parcelas se encargó de la preparación física.

En 1979, García Cuesta aceptó una oferta para dirigir a la selección de balonmano de los Estados Unidos. Estuvo al frente de este combinado estadounidense durante dos etapas, la primera entre 1979 y 1987, que tuvo como punto culminante la disputa de los Juegos Olímpicos de Los Ángeles 1984, donde los norteamericanos lograron la novena plaza justo detrás de España, y una segunda entre 1994 y 1995.

Al terminar esta segunda "aventura" estadounidense, García Cuesta aceptó el cargo de seleccionador de Egipto. Con esta selección disputó, entre otros torneos, el Mundial de 1999 disputado en el país norteafricano, en el que Egipto, pese a figurar en más de una quiniela entre los favoritos, no pudo pasar de la séptima plaza.

Un resultado, que, sin embargo, no impidió que Javier García Cuesta se hiciese cargo a finales de 1999 de la selección portuguesa, con la que disputó, entre otras competiciones, los Campeonatos de Europa de Croacia 2000, Suecia 2002 y Eslovenia 2004, antes de abandonar el cargo el marzo de 2005. En mayo de 2005 fue nombrado director técnico de la RFEBM, cargo que ha venido desempañando desde entonces.

Como entrenador de clubes, el asturiano dirigió al Teka en dos etapas. La primera a partir de agosto de 1987 y otra posterior entre 1993 y 1994. Una de sus primeras manifestaciones al poco tiempo de su desembarco en el Teka fue que en el balonmano estaba ya "todo inventado". "Pero quizás una de las virtudes que puedo traer de allí sean las enseñanzas recibidas en el Centro Científico del Colorado Springs, en cuanto a métodos de preparación", apostilló.

En 1994, nada mas comenzar el año en su segunda etapa al frente del Teka, una mala racha del equipo provoca su dimisión. García Cuesta está casado con una norteamericana, profesora de español, y tiene dos hijos.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información