Ir a versión clásica Ir a versión móvil

McLaren se postra ante Hamilton

DC - Madrid DC - Madrid
Que Lewis Hamilton es el niño mimado de McLaren no es ninguna noticia. Lo que sí resulta apasionante, ahora que Fernando Alonso ya no está en la escudería británica, es que todos sus integrantes se bajen los pantalones al paso del piloto que más fácil carrera ha tenido en la historia de la Fórmula 1. Porque la escuadra británica ha asumido toda la responsabilidad de la debacle de Hamilton en el pasado Mundial, cuando tiró por la borda el título debido a errores de pilotaje: ahora no, ahora han pasado a ser errores del equipo: "No habrá más errores inexcusables como los del final de la temporada pasada por parte del equipo", dijo Martin Whitmarsh en medio de una apasionante perorata tras el tercer puesto del inglés en Singapur.

Recordemos: Hamilton se quedó atascado en nuestra adorada puzolana en el GP de China a dos carreras del final del campeonato y, en la última prueba, apretó el botón que no era en su volante y perdió por un punto el título ante Kimi Raikkonen. Pero no fue Lewis el que se salió en Shanghai ni el tenía los dedos largos, no: eran los de McLaren, que le boicotearon para que no ganase. Orquestados por Fernando Alonso, le faltó añadir a Whitmarsh, un señor la mar de simpático.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información