Ir a versión clásica Ir a versión móvil

"Los calzones los llevo bien puestos"

EFE EFE
Al español Rafael Nadal le parece bien que Mar del Plata haya sido elegida como sede para albergar la final de la Copa Davis contra Argentina a finales de noviembre, y destacó hoy que con Juan Martín del Potro, no había problema alguno y que había tratado en privado la broma que el argentino le gastó hace unas semanas cuando consiguió el último punto que clasificó a su país.

"No creo que haya diferencia en pista cubierta", dijo Nadal sobre la polémica que se ha suscitado en Argentina sobre la sede, al quedar fuera Córdoba, ciudad que pretendía David Nalbandian y Alberto Mancini, el capitán argentino. "La altitud se nota mucho menos, una final así va a estar bien. La polémica la crean quienes quieren. Mar del Plata es una ciudad bonita y por qué no jugar ahí", dijo.

Sobre la broma de "Delpo" al conseguir el último punto de las semifinales contra Rusia cuando dijo: "Nosotros vamos a estar de la mejor manera para sacarle los calzones del orto", refiriéndose al tic de Nadal, Rafael fue categórico: "Me llevo fantástico con él, y sobre eso, los llevo puestos y bien. La realidad es que con Del Potro no hay ningún problema porque hay muy buena amistad, ya lo hemos hablado en privado, y todo está solucionado. Nunca hubo ningún problema. Al final del partido te ponen el micro y haces una broma, y como es lógico se le busca otro sentido", añadió.

Tras recibir el trofeo que le acredita como número uno Nadal comentó: "No sé cuando supe que iba a ser numero uno, en los últimos años he sido número dos.. y tuve ocasiones ya el año pasado con la final de Wimbledon. Allí me di cuenta de que era complicado ser número uno, pero tras Wimbledon pensé que si seguía jugando bien podía serlo".

"Mi objetivo ahora que lo soy es el mismo de siempre, dar lo mejor, entrenarme duro, hacer mi mejor tenis, y ya veremos. Ahora hay que intentar acabar el año con el número uno. Para eso tengo que hacer un buen torneo y voy a intentar conservarlo aquí", añadió.

Sobre su estado físico, Nadal descartó cualquier duda. "He descansado, he estado unos días y ha sido importante estar dos semanas en Mallorca con mis amigos y mi familia, me he divertido mucho. He jugado al golf, he ganado dos torneos y he rebajado mi hándicap".

Tampoco se mostró preocupado por la cantidad de puntos que tendrá que defender el próximo año. "Sinceramente, si lo piensas bien y sabes como funciona el ránking, si el domingo que ganas un torneo piensas !oh que putada¡ tengo que defender tantos puntos luego.. estarías siempre alarmado. Si gano 1000 puntos, los defiendo, pero si no los hubiera ganado no los tendría. Hay que preocuparse por jugar bien y seguir mejorando. Sólo pienso en la Race", explicó.

En Madrid Nadal se juega asegurar definitivamente este año el puesto de número uno del mundo. "Creo que con semifinales me basta. Repetir triunfo?. Estoy en primera ronda y falta mucho, mucho. No pienso en ganar antes de empezar y menos en un torneo que cuenta con los 38 mejores del mundo. Aquí es más fácil perder, que ganar, así que hay que estar centrado en intentar llegar al martes bien preparado. Por eso mañana juego dobles con Carlos para coger ritmo y garantías de jugar bien. Tengo un cuadro difícil", dijo.

"Llego bien, sinceramente, todo está correcto. Supongo que llegaré como siempre que paras tres semanas, algo falto de ritmo y cuesta al comienzo y se nota en los entrenos. Estoy algo más falto de ritmo, pero mentalmente más fresco que cuando llevas muchas semanas seguidas jugando. Espero que este plus de frescura me ayude a llegar al martes bien".

También explicó que él no se quema la cabeza pensando en el duelo final contra Federer. "Ni me cansa ni me deja de cansar, los que habláis sois vosotros", dijo a la prensa. Solo escucho y sé cual es mi papel, él también, y no creo que estemos pensando en todo esto. Sólo jugar bien la primera ronda que es lo que importa ahora mismo".

"No he visto a todos los números uno de la historia", dijo al serle preguntado con quién se quedaría. "Me quedaría con Federer porque es el más completo que he visto en mi vida y porque le conozco, y es correcto y buena gente, y eso me gusta".

"Para cualquier jugador, recibir el número uno es especial, es un objetivo competimos para llegar a lo más alto posible, lo llevo intentando toda mi vida. Ser mejor de lo que era lo intento a diario, y a partir de ahí recogerlo aquí en Madrid es bonito y especial. Si se ha elegido Madrid es porque es la ciudad donde realmente me hacía ilusión recibirlo, qué mejor sitio que este que te trae tan buenos recuerdos", añadió.

También opinó y fue cauto al referirse a qué jugador se merecía este año el Balón de Oro. "Yo prefiero mantenerme al margen, no tengo ni voz ni voto, como español, que se lo den a un español", dijo.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información