Ir a versión clásica Ir a versión móvil

España gana el primer punto

EFE EFE
La tenista canaria Carla Suárez puso por delante a España en la semifinal de la Copa Federación que disputa ante China al derrotar en el partido inaugural de la eliminatoria a Peng Shuai por 6-3 y 7-6 (7-4) en 1 hora y 44 minutos de intenso juego.

A Suárez, número 132 del mundo, no le pesó la responsabilidad de ser la encargada de abrir la eliminatoria, que se celebra en la pista rápida del Centro Internacional de Tenis de Pekín, y se deshizo de Peng, número 68, con un juego sólido sobre el fondo de la pista que le permitió mover bien a la china y cerrar los puntos aprovechando sus potentes golpes.

"La clave ha estado en que he podido controlar bien los nervios, jugar tranquila y animarme constantemente", aseguró Suárez, quien agregó que "toda la presión debe recaer sobre la chinas".

La jugadora canaria explicó que sacó y restó "muy bien" y supo aprovechar "los puntos débiles de Peng, sobre todo su derecha".

En blanco

Suárez empezó el encuentro endosando un juego en blanco con su saque a Peng, un inicio que no fue sino un espejismo de lo que ocurriría a continuación, ya que los compases iniciales del primer set fueron duros y equilibrados y registraron roturas de servicio por ambas partes.

Con 2-3 en el marcador, un nuevo "break" logrado por la canaria tras un disputado juego resultó determinante en el devenir del set, puesto que a Suárez le bastó, aunque no sin esfuerzo, con aguantar su servicio para anotarse el primer acto ante una Peng que no encontró el fruto esperado a su táctica de buscar el bote alto para dificultar el golpeo de la española.

La decoración del partido, no obstante, cambió en el arranque del segundo set, en el que la española comenzó a acumular demasiados errores en el golpeo y a tener problemas con su servicio, lo que provocó que Peng se creciera y tomara la delantera en el electrónico.

Sin embargo, Suárez tuvo el mérito de no marcharse del partido y superar su mal momento, lo que se tradujo en la paulatina recuperación de su consistente juego y de las opciones de apuntarse el set y el partido.

Tanto fue así que, tras nivelar el set (4-4), la canaria rompió el servicio de la china y estuvo a punto de adjudicarse el encuentro, pero, en un juego a cara o cruz, Peng consiguió devolver el "break" a Suárez.

Tras mantener su servicio ambas jugadoras, el set se dilucidó en un emocionante "tie-break" en el que Suarez, que no dio ni una pelota por perdida, estuvo más acertada tanto en el saque como a la hora de buscar las líneas.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información