Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Villaldea: "Tengo la tranquilidad de haber hecho los deberes"

EFE EFE

El entrenador del Portland San Antonio, Chechu Villaldea, ha cumplido seis meses al frente del equipo navarro y, tras finalizar la primera vuelta de la Liga Asobal en tercera posición, a dos puntos del líder, y clasificado para la siguiente fase de la Liga de Campeones, siente la tranquilidad de "haber hecho los deberes".
 

"Han sido unos meses muy intensos. Al principio, comencé con mucha expectación al no saber cómo íbamos a responder, pero ahora estoy muy satisfecho, tengo la tranquilidad de haber hecho los deberes y el balance no puede ser más positivo", ha asegurado Villaldea en una entrevista con Efe.

Y ha añadido que su objetivo era "acabar la primera vuelta entre los tres primeros y, después de todo lo que hemos pasado en el apartado de lesiones, ser terceros dice mucho del espíritu de lucha de este equipo. Poco a poco, hemos cogido confianza, hemos ido hacia arriba y el Portland ha vuelto a ser un bloque competitivo".

Villaldea debutaba esta temporada como técnico en la Liga Asobal pero, los avatares propios de la competición y los infortunios en forma de lesión, han obligado al asturiano a doctorarse a marchas forzadas y demostrar que la apuesta del club navarro por él fue acertada para liderar el nuevo proyecto deportivo.

"No tenía experiencia en dirigir un equipo en Asobal, pero lo he suplido con las tablas que me han dado los nueve años que llevo como entrenador y los quince de jugador en la Liga Asobal. Ha sido un cambio importante, pero el balance es bueno y estoy muy contento", ha afirmado.

El entrenador del Portland se encontró en el mes de julio con una plantilla ya perfilada pero, si algo le ha sorprendido en este primer tramo de la temporada, ha sido la respuesta y capacidad de compromiso de sus jugadores y por eso subraya que cuando llegó le dijeron "que algunos jugadores no eran competitivos, pero me he encontrado todo lo contrario".

"Me ha sorprendido su capacidad de sacrificio, de lucha y ganas de ganar. Creo que muchos han rendido por encima de lo que esperaba de ellos y sólo me queda felicitarles y esperar que sigan así".

Si hay algún partido que Villaldea guarda en su retina, éste es el disputado en la pista del Reale Ademar (33-33) "porque fuimos en cuadro y el equipo se dejó la piel para salvar un empate", aunque prefiere olvidar otros como la segunda parte de Ciudad Real, donde encajaron una de las mayores derrotas de su historia (42-23).

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información