Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Podios en Italia para Lorenzo, Bautista, Terol y Simón

  • Lorenzo acabó segundo en GP. Bautista estuvo cerca de besar el suelo en 250 cc por culpa de Simoncelli. Simón 3º y Terol 2º en 125 cc
GP Italia
EFE EFE

El británico Bradley Smith batió en el Gran Premio de Italia de motociclismo de 125 c.c. a los españoles Nico Terol y Julián Simón, todos con Aprilia, en el circuito de Mugello.

125 CC: DOS ESPAÑOLES EN EL CAJÓN

El británico Bradley Smith (Aprilia) batió en el Gran Premio de Italia de 125 c.c. a los españoles Nico Terol y Julián Simón, con un problema de temperatura de motor al final de la carrera, ambos con Aprilia, y a Pol Espargaró (Derbi) y Marc Márquez (KTM). Cuatro españoles se clasificaron entre los cinco primeros, pero ninguno de ellos ganó.

Además, Smith desplaza de la primera posición del Mundial a Simón con 74,5 puntos por 71 del español, mientras que el italiano Andrea Iannone (Aprilia) sufrió una caída al comienzo de la carrera y es tercero con 46,5 por delante de Espargaró, con 44,5.

Simón salió muy bien desde la tercera plaza y se puso al frente de la carrera por delante del británico Scott Redding (Aprilia), Iannone, Smith, el británico Danny Webb (Aprilia), el francés Johann Zarco (Aprilia), Terol, el español Sergio Gadea (Aprilia), Márquez y Rabat. Iannone comenzó pronto la batalla desplazando al español de la primera plaza, mientras que Terol enseguida enseñaba los dientes en las primeras posiciones a pesar de haber salido desde la duodécima plaza de la parrilla.

Así, Terol ya era primero momentáneamente en la tercera vuelta peleando con Iannone. Terol, Iannone, Redding, Webb, Smith, Márquez y Zarco formaron un grupo, en el que posteriormente entró Espargaró y en el que el italiano era el más combativo.

La carrera parecía que sería de las clásicas de esta cilindrada con cuatro o cinco pilotos entrando en batería en la frenada de final de recta, pero tras la caída de Iannone, en el sexto giro, el grupo se deshizo al lograr Smith un segundo de ventaja.

Terol y Simón, dos vueltas rápidas consecutivas, tiraron a por el inglés y enseguida redujeron ese segundo. Mientras, por detrás, Webb también se iba al suelo y dejaba al grupo de Espargaró y Márquez con uno menos.

En la décima vuelta, Terol se situó en cabeza, pero dos después el británico le adelantaba de nuevo. Smith apretó en ese momento en el que Simón comenzó a tener problemas con la temperatura de su motor. Habitualmente tiene que tener 50º y llegó a 90º. El inglés logró unos metros de ventaja sobre el español. Los suficientes para no tener problemas en los últimos kilómetros, y Simón se las veía y deseaba para no perder la tercera plaza. Por detrás los dos españoles libraban una bonita lucha con Zarco y Redding, que finalmente sería para Espargaró.

Gadea (Aprilia), cuarto en los entrenamientos, fue undécimo y otro español, Esteve Rabat (Aprilia) entró en la decimosexta plaza, mientras que Joan Olivé (Derbi) y Efrén Vázquez (Derbi) no finalizaron la prueba.

SIMONCELLI VOLVIÓ A PASARSE DE LISTO EN 250 CC

El italiano Mattia Pasini (Aprilia) se impuso hoy en una polémica carrera de 250 c.c., en el Gran Premio de Italia, a su compatriota Marco Simoncelli (Gilera) y al español Alvaro Bautista (Aprilia).

La carrera estuvo marcada por una maniobra de Simoncelli que, bajo la lluvia, sacó del trazado a Bautista cuando en la décima vuelta luchaban por la primera posición.

Los comisarios decidieron abrir una investigación sobre la maniobra de Simoncelli y han llamado a declarar esta tarde a los dos. El piloto de la Gilera ya provocó el año pasado la caída de otro español, Héctor Barberá (Aprilia), en plena recta del circuito de Mugello cuando ambos peleaban por la victoria. Finalmente, el italiano ganó el Mundial de 250 c.c. en 2008.

Simoncelli fue el más rápido en la salida. Partía desde la segunda plaza por detrás de Bautista, pero salió como un cohete y metió tres segundos al japonés Hiroshi Aoyama (Honda) y al español en dos vueltas.

Pasini, por su parte, desde la octava posición de la parrilla pronto daba cuenta de sus rivales y junto a Bautista se desprendía del nipón para iniciar la caza del campeón del mundo. El español marcaba la vuelta rápida en el sexto giro, mientras que Barberá era cuarto por delante del español Héctor Faubel (Honda), el suizo Thomas Luthi (Aprilia) y otro español, Alex Debón (Aprilia).

Bautista le restaba 2.2 a Simoncelli en una vuelta y 6 segundos en cuatro para en la novena superarle y ponerse en cabeza. El asfalto estaba encharcado y los dos estuvieron a punto de irse al suelo al mismo tiempo por dos trallazos de sus respectivas máquinas en ese giro a la altura de la chicane. Por detrás, Barberá perdía una plaza, la quinta, en beneficio de Luthi, y, posteriormente, rebasaría a Aoyama.

En la décima llegó la maniobra que determinaría la carrera. Simoncelli trató de adelantar a Bautista, que tenía la trazada buena, y sin sitio se fue apoyando en la Aprilia del español hasta sacarlo del asfalto más de cincuenta metros.

El de Talavera de la Reina fue el más perjudicado pues quedó más lejos del trazado, en la grava, que su rival y perdió cuatro segundos que, a la postre, serían definitivos para decidir el podio.

Bautista volvió a la pista encendido y comenzó a marcar una vuelta rápida tras otra, tenía muy cerca de nuevo a Simoncelli cuando su máquina le volvió a avisar. El español explicó luego que no veía por el agua que desprendía la moto que le precedía. Era la tercera vez que estaba a punto de caerse a lo largo de la carrera y decidió no volver a tentar a la suerte.

La prueba se quedó en un mano a mano entre los dos italianos. Simoncelli recuperó sobre Pasini y le pasó a falta de una vuelta, pero tras pasarse y repasarse, el de la Aprilia se impuso haciéndole a Bautista un favor de cara a la clasificación del Mundial. Luthi fue cuarto por delante de Barberá, Aoyama, Debón y Faubel. Otro español, Axel Pons (Aprilia), se clasificó en la decimoséptima plaza. Bautista lidera el Mundial con 83 puntos por 76 de Aoyama, 61 de Simoncelli, 59 de Barberá y 51 de Pasini.

STONER VENCIÓ EN GP. LORENZO, BIEN

El australiano Casey Stoner (Ducati) y el español Jorge Lorenzo (Yamaha) acabaron hoy con siete años de dominio del italiano Valentino Rossi (Yamaha) en el Gran Premio de Italia de MotoGP.

La victoria de Stoner representa el fin de una racha de siete victorias consecutivas de Rossi en la categoría reina en el Gran Premio de Italia, todas las carreras desde que se denomina MotoGP y se disputa con motores de cuatro tiempos. Uno de los muchos récords que tiene el italiano.

Por otra parte, el español Dani Pedrosa (Honda) sufrió hoy una fuerte caída en la decimotercera vuelta de la carrera, cuando iba décimo, y tuvo que ser retirado en camilla. Afortunadamente, según informaron fuentes del equipo Repsol-Honda, el piloto sólo sufre fuertes golpes en su cuerpo.

Una vez más, la carrera de MotoGP estuvo marcada por la lluvia, y el agua vuelve las carreras locas e imprevisibles. Jorge Lorenzo había hecho la "pole", pero estuvo a punto de desperdiciar esta ventaja cuando en la vuelta previa a la formación de la parrilla se cayó al pisar el "piano" de la segunda "chicane" del circuito de Mugello.

El piloto de Palma de Mallorca regresó a su garaje y cambió de moto y pudo dar la vuelta de calentamiento. Sin embargo salió muy mal y se vio superado por diez pilotos.

Pedrosa fue el primero en la salida por delante del australiano Chris Vermeulen (Suzuki), el italiano Andrea Dovizioso (Honda), el francés Randy de Puniet (Honda), Stoner, Rossi, el italiano Loris Capirossi (Suzuki) y el estadounidense Colin Edwards (Yamaha). Vermeulen superó a Pedrosa en el primer paso por la meta, cuando Lorenzo ya había recuperado cuatro posiciones.

La pista comenzó a secarse y Dovizioso se puso al frente de la prueba con Rossi detrás de él y Stoner en la estela del italiano. Otro italiano, Marco Melandri (Kawasaki), progresaba hacia las primeras posiciones cuando los pilotos empezaban a cambiar sus máquinas con neumáticos de seco.

Rossi se sitúo en la primera plaza a falta de 16 giros para el final de la carrera, y Melandri ya era tercero y tardaría poco tiempo en dar buena cuenta del transalpino de Honda.

En un momento, tres italianos peleaban por la victoria, con la mitad de los pilotos entrando en boxes para cambiar su máquina. Tras el cambio de moto, la primera plaza era para Melandri seguido por Rossi, Lorenzo, Capirossi y Stoner, que pronto, en unas vueltas extraordinarias, se ponía al frente de la carrera.

Los neumáticos de seco de la Yamaha de Lorenzo comenzaban a funcionar y hacía la vuelta rápida en el decimoctavo giro cuando peleaba con Dovizioso y Lorenzo por ser tercero. En la decimonovena, Lorenzo hizo un adelantamiento magistral a Dovizioso. El español daba la sensación de poder ganar la carrera, pero tenía a Capirossi y a Stoner por delante y la prueba tocaba a su fin.

Rossi adelantó a Dovizioso a falta de tres y se quedó detrás de Lorenzo, a la caza de los dos primeros. Se iban a quedar sin tiempo para llegar hasta el australiano. Lorenzo hizo un superadelantamiento a final de recta a Capirossi, pero Rossi lo intentó, llegó tarde y perdió un poco de contacto con el español que, mientras, se ponía a menos de un segundo del australiano. No había tiempo para más. Era imposible que Lorenzo si quiera pudiera meterle la rueda a Stoner, pero la misión estaba cumplida y podía dar por buenos los 20 puntos del segundo puesto, aunque perdiera la primera plaza del Mundial.

Rossi, por su parte, tampoco podía acercarse al español y bastante tenía con defenderse de los ataques de Dovizioso, finalmente cuarto. El otro español de la categoría, Toni Elías (Honda), entró en la decimocuarta plaza. Stoner es ahora el primero del campeonato con 90 puntos por 86 de Lorenzo; 81 de Rossi; 57 de Pedrosa; y 56 de Dovizioso.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información