Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Brutt gana la quinta etapa

EFE - Italia EFE - Italia
El ruso Pavel Brutt, del Tinkoff, ha sido el vencedor de la quinta etapa del Giro de Italia, disputada entre Belvedere Marittimo y Contursi Terme, de 203 kilómetros, en la que el italiano Franco Pellizotti, del Liquigas, mantuvo la maglia rosa.

Brutt, de 26 años, marchaba escapado con otros cuatro corredores cuando a falta de un kilómetro de meta arrancó sin respuesta de sus rivales, entre los que se encontraba el español Francisco Pérez, del Caisse D"Epargne, que entró cuarto a 22 segundos.

El ciclista ruso, residente en Italia y profesional desde 2001, se estrenó en una prueba grande con una postrera demostración que dejó sin argumentos a sus rivales. El corredor del Tinkoff invirtió un tiempo de 5h.04.52, a una media de 39,951 kms/hora.

En un complicado final con repechos de hasta el 9 por ciento en los últimos dos kilómetros, Brutt cruzó la raya en solitario y relegó en 4 segundos al alemán Johannes Frohlinger (Gerolsteiner) y en 10 al colombiano Luis Felipe Laverde (Navigare), segundo y tercero respectivamente. El español Fran Pérez llegó cuarto a 25 segundos, después de haber intentado la escapada a 3 kms de Contursi.

Una escapada fructífera

David Millar (Slepstream), otro de los componentes de la escapada, tuvo problemas mecánicos en el momento de los ataques y se quedó sin opciones. Lleno de ira, tiró la bicicleta por la cuneta. El pelotón llegó con el maillot arco iris del italiano Paolo Bettini (Quick Step) al frente, a medio minuto, con Pellizotti a buen recaudo y los favoritos intactos, entre ellos el español Alberto Contador, que continúa perfilando su forma y estuvo muy atento en el tramo final, con un meritorio décimo puesto, en el grupo de Kloden, Menchov y Di Luca, entre otros.

La jornada, marcada por una escapada consentida y posterior control del Liquigas para no perder la maglia rosa de Pellizotti, mantuvo a este corredor al comando de la general con 1 segundo de ventaja sobre el estadounidense Christian Vandevelde (Slipstream) y 7 respecto al italiano Danilo Di Luca. Alberto Contador se mantuvo a 30 segundos del líder, en el puesto 16.

La historia de esta inédita etapa del Giro comenzó en el kilómetro 17 con un ataque del colombiano Luis Felipe Laverde (Navigare), al que se unieron progresivamente Johannes Frohlinger (Gerolsteiner), David Millar (Slepstream), Pavel Brutt (Tinkoff) y Francisco Pérez (Caisse D"Epargne).

Una fuga de buenos rodadores y máximo entendimiento en los relevos. La ventaja fue aumentando hasta alcanzar una ventaja máxima de 9.10 minutos en el km 116. Pocas dificultades orográficas a excepción del Paso del Fortino, una tachuela de tercera categoría (km 88) que pasaron con una renta de 6.30.

Con la etapa perdida, los equipos de los esprinters bajaron la guardia y el Liquigas aseguró que Fran Pérez, el mejor clasificado a 1.57 no se pusiera la maglia rosa. El resto fue una gestión de los aventureros del día. A 3 kms de meta arrancó sin suerte Frohlinger, luego lo intentaron Laverde y Pérez, y finalmente Brutt, puso el turbo para superar los repechos finales, con porcentajes de hasta el 9 por ciento, con solvencia y presentarse en vencedor. Fue inalcanzable.

El jueves se disputa la sexta etapa entre Potenza y Peschici, de 265 kilómetros, la jornada más larga de la presente edición.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información