Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Los que cambiaron el fútbol, de nuevo frente a frente

  • El Madrid conseguía la quinta Copa de Europa con tres goles de Di Stéfano y cuatro de Puskas hace ahora 50 años
50 años del mejor partido de la historia
Bernardo Cabrera Bernardo Cabrera

Se cumplen 50 años de uno de los mejores partidos de la historia, si no el mejor. Para recordarlo se han reunido algunos de los protagonistas de aquel partido que enfrentaba al Real Madrid y al Eintrach de Franckfurt y que se llevaron los blancos por un maravilloso 7-3, que a la postre les daría la quinta Copa de Europa.

Con motivo del 50 aniversario del que muchos califican el mejor partido de la Copa de Europa y casi seguro de toda la historia del fútbol, se han reunido parte de los protagonistas de aquel 18 de Mayo de 1960, de aquel espectacular Real Madrid 7-3 Eintracht de Franckfurt.

Al acto conmemorativo han acudido, por parte del Real Madrid, el indiscutible don Alfredo Di Stéfano, que se encargó de anotar tres goles en aquella ocasión, Luis del Sol, Pachín y José Santamaría, y como representación de la junta directiva acudió Miguel Pardeza, director depòrtivo del club. Por parte de los alemanes pudieron asistir algunos de los protagonistas de aquel choque de leyenda como Dieter Stinka, Hans Weibacher, Friedel Lutz, Sciez o Bechtold, además del bigoleador entonces, Erwin Stein, y el cancerbero que tuvo que recoger los siete balones del fondo de las mallas, Egon Loy.

En la reunión celebrada en el mesón Txistu, se recordó aquellas imágenes de aquel 18 de Mayo que pasaría a la historia y que otorgaría al Madrid su quinta Copa de Europa. Además del resultado, hay que recordar lo espectacular del escenario, ya que en esa final europea se jugó ante nada menos que 127.000 espectadores en el estadio escocés de Hampden Park, en la ciudad de Glasgow, lo que significó la mejor asistencia en una final de Copa de Europa.

Además de ese record de asistencia, un ‘tal’ Ferenc Puskas se encargó de batir otro record goleador, ya que a parte de los tres tantos de la ‘Saeta Rubia’, el húngaro perforó la portería rival las otras cuatro veces que lo hizo el Real Madrid. Nunca nadie más logró igualar el registro goleador de Puskas en aquel mítico partido.

Un partido, que según cuenta Di Stéfano, pudo tener un rumbo diferente, si con 0-1 para los alemanes, un balón de éstos al larguero hubiese entrado: "El 7-3 puede engañar, pero después de que nos hicieran el 0-1, mandaron un balón al travesaño que si entra... Por suerte pudimos remontar en las dos jugadas que rematé de Canario, centro y chut" recordaba el presidente de Honor del Real Madrid.

foto interior: as.com

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información