Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Se confirma la suspensión de cuatro años para Gatlin

  • No irá a Pekín
Defensa  Central Defensa Central
El Tribunal Arbitral del Deporte (TAS) de Lausana confirmó este viernes la suspensión de cuatro años por dopaje impuesta al velocista estadounidense Justin Gatlin, que no defenderá su título olímpico de 100 m en Pekín y no podrá volver a las pistas de atletismo hasta julio de 2010.

El atleta, controlado positivo por testosterona el 22 de abril de 2006, ha agotado todos sus recursos jurídicos deportivos. Gatlin tendrá 28 años al final de su suspensión y la próxima gran cita internacional no tendrá lugar hasta el verano de 2011: el Mundial al aire libre de Daegu, en Corea del Sur.

"Continuaré peleando por mi derecho a participar en este gran deporte que es el atletismo antes de un plazo de cuatro años", reaccionó Gatlin. Su abogado, Maurice Suh, añadió que estudiaba "todas las opciones legales" abriendo quizás la vía a un proceso civil.
En su comunicado, el TAS declaró que "la apelación presentada por Justin Gatlin el 21 de enero de 2008 fue rechazada" y precisó que todos los resultados obtenidos por el atleta "a partir de la fecha de la extracción de la muestra el 22 de abril de 2006 (...) son anulados".

Su crono de 9.77 obtenido en 100 metros en Doha el 12 de mayo de 2006, que en aquella época igualaba el récord del mundo del jamaicano Asafa Powell, quedará eliminado. Por contra, Gatlin conserva sus medallas de oro olímpicas (100 m en 2004) y mundiales (100 m y 200 m en 2005).

En 2001, Gatlin había dado positivo por anfetaminas, con un medicamento que trata una enfermedad que sufre desde niño. Su suspensión fue reducida a un año después de que un experto médico estableciera que no tomaba ese producto con fines dopantes.
El abogado de Gatlin podría basar un eventual nuevo proceso sobre ese punto, pues estima que "las autoridades antidopaje violaron la legislación estadounidense sobre la minusvalía sancionando a Justin en 2001 por haber tomado medicamentos prescritos por un doctor contra los problemas de atención y que de ninguna manera mejoran las actuaciones deportivas".

En su segundo control positivo, el carácter no intencional de este primer caso condujo a la Agencia Americana Antidopaje a renunciar a la suspensión de por vida, prevista en caso de reincidencia, y a suspenderle por ocho años, antes de reducir en apelación esta sanción a cuatro años el pasado enero.

La Federeción Internacional de Atletismo reclamaba al TAS una confirmación de la sanción de ocho años, pero se declaró satisfecha con la decisión de este viernes. "Este resultado demuestra la determinación de la IAAF de erradicar la plaga del dopaje de nuestro deporte", declaró su presidente, Lamine Diack.

Desde hace 20 años, Gatlin es el tercer plusmarquista mundial de 100 metros cuya marca es borrada por dopaje, después de Ben Johnson y Tim Montgomery.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información