Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Saunier Duval abandona el Tour

EFE EFE
El equipo español Sauiner Duval abandonó hoy el Tour de Francia después de que su hombre más carismático, el italiano Riccardo Riccó, diera positivo por EPO en la cuarta etapa, lo que le convierte en el tercer caso de la ronda gala.

El Saunier anunció, asimismo, la suspensión provisional de su actividad en todas las carreras que tenía programadas.

Los hombres de Josean Fernández Matxin pasaron el control de firmas de la duodécima etapa, que une Lavelanet con Narbona, pero no tomaron la salida de la carrera.

Minutos antes, Riccó, ganador de dos etapas, había recibido confirmación de su positivo de la Agencia Francesa de Lucha contra el Dopaje (AFLD), justo antes de que un grupo de gendarmes llegara para arrestarlo con vistas a su interrogatorio.

Riccó, de 24 años, dio positivo en la contrarreloj de Cholet, dos días antes de lograr en Super-Besse la primera de las dos victorias de etapa que acumulaba en el presente Tour de Francia. También se impuso la novena, la primera pirenaica, con meta en Bagnères-de-Bigorre.

Segundo en el pasado Giro de Italia, el ciclista transalpino ocupaba la novena plaza de la clasificación general a 2:29 del líder, el australiano Cadel Evans, y vestía el maillot de rey de la montaña.

Antes que Riccó, fueron controlados los españoles Manuel Beltrán, positivo por EPO en la primera etapa, y Moisés Dueñas, controlado por la misma sustancia en la cuarta.

La AFLD no confirmó la naturaleza de la sustancia por la que Riccó fue controlado positivo. Algunas fuentes dijeron que podía tratarse de EPO de tercera generación, pero el presidente de la AFLD, Pierre Bordry, contactado por Efe, no confirmó ese extremo.

Riccó se encontraba en el punto de mira de la AFLD después de que los análisis practicados en los días previos al inicio del Tour de Francia revelaran niveles sanguíneos anormales en el italiano.

Aunque su equipo no ha parado de repetir que el corredor tiene una tasa de hematócrito naturalmente elevada y que ese hecho está reconocido por la Unión Ciclista Internacional (UCI), la AFLD le sometió a un seguimiento particular. En los primeros días de carrera había sido sometido, al menos, a cuatro controles antidopaje.

También siguieron de forma particular a Beltrán, de 37 años, primer positivo del Tour, un caso que se conoció el pasado viernes. El ciclista jienense fue excluido por su equipo, el italiano Liquigas, que siguió en competición.

El Tour de Francia firmó un contrato con todos los equipos participantes en la carrera para que se comprometieran a retirar a los ciclistas que dieran positivo en un primer análisis sin esperar a los resultados del segundo.

Lo mismo hizo la formación británica Barloworld cuando se supo el positivo de Dueñas, de 27 años, controlado también en la cuarta etapa y excluido de la carrera.

A diferencia de Beltrán, en cuya habitación de hotel no se encontró ninguna sustancia prohibida y, por tanto, fue dejado en libertad sin cargos, el salmantino se enfrenta a dos acusaciones, después de que los gendarmes hallaran un producto prohibido en Francia, jeringas y material para hacer transfusiones.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información