Ir a versión clásica Ir a versión móvil

74-65. Estudiantes pudo con el Kalise Gran Canaria

EFE EFE
El MMT Estudiantes sumó la quinta victoria en seis partidos de pretemporada contra el Kalise Gran Canaria, falto de ritmo después del descanso para aguantar el traqueteo impuesto por la formación madrileña, a la que persiguió en los últimos minutos sin darle alcance en una excelente tarde del estadounidense Tom Wideman.

Las ráfagas de velocidad movieron el marcador y los biorritmos del partido en el Polideportivo Magariños, de nuevo lleno para ver en directo al Estudiantes, que venía de perder el torneo de la Comunidad de Madrid al caer por dieciséis puntos contra el Real Madrid en la primera derrota de la pretemporada.

El rebote conectó primero al conjunto canario pese a las acciones Wideman en la zona (seis de los ocho primeros puntos locales). Una vez solventado el tanteo de fuerzas de rigor, la aparición del canadiense Carl English convirtió la velada en un monólogo del conjunto isleño. Con el paso de los minutos, el goteo de aportaciones de Wideman reportó mayores beneficios.

El alero canadiense anotó desde el perímetro, oxigenó el movimiento de balón en los ataques posicionales y, además, culminó con acierto varios contragolpes nacidos en un rebote y un primer pase de contraataque perfectamente ejecutados por los postes del equipo que dirige Salva Maldonado.

English anotó once puntos prácticamente seguidos y el Gran Canaria cerró un parcial de 0-13 (de 11-12 a 11-25) que supuso la mayor diferencia de la tarde en la cancha del Ramiro de Maeztu, que clausuró el primer cuarto con diez puntos de ventaja para el cuadro insular (18-28).

Pero, del mismo modo que English alteró las coordenadas del juego, el pívot serbio Petar Popovic reactivó a un Estudiantes que repitió los mismos problemas en el triple y en las pérdidas de balón sufridas dos días antes contra el Real Madrid.

Popovic apareció sobre el rectángulo y lideró una serie de 13-2 con once puntos de su puño y letra que dio la delantera a los locales (31-30 m.14). El Canarias acertó mucho menos en el segundo cuarto y, aún así, con sólo once tantos en todo el periodo, ganó la primera parte (37-39).

La cadencia anotadora de los dos quintetos descendió en la reanudación. Necesitaron cinco minutos para avanzar escasamente en el tanteador y nivelar de nuevo el partido (44-44). La intensidad defensiva había subido y, por otra parte, la falta de ritmo propia de la temporada también se dejaba notar.

Aunque la rotación canaria movía mucho más el banco y aunque el fondo físico había descendido, el Estudiantes escarbó para encontrar arrestos y presionar la subida del balón de los isleños. A partir del estrecho control de las salidas visitantes y de la actividad de Wideman, con muy buenos detalles en carrera para finalizar transiciones y contragolpes, el Estudiantes se afianzó y el italo-uruguayo Jason Granger clavó el tercer triple de su cuenta para concluir el tercer tramo con 57-52.

La dinámica interior de Wideman y, anteriormente, de Popovic daban mayor solidez a los colegiales. Con el Canarias sumido en la duda después de dos cuartos poco productivos (once puntos en el segundo y trece en el tercero), una penetración de Javier Beirán junto con otra del estadounidense Vonteego Cummings, que añadió un triple en la siguiente posesión, terminaron de tumbar al equipo insular (64-52 m.33), cuya reacción final se quedó corta por poco (67-65 m.37).

- Ficha técnica:

74 - MMT Estudiantes (18 19 20 17): Cummings (8), Udrih (6), Jasen (1), Junyent (12), Wideman (18) -cinco inicial-, Beirán (5), Granger (13), Popovic (11), Iturbe (-) y Clark (-).

65 - Kalise Gran Canaria (28 11 13 13): Norris (13), Fisher (2), Moran (4), Savane (5), Moncasi (7) -cinco inicial-, English (16), Augustine (3), Kickert (7), Fernández (4) y Sanders (4).

Árbitros: Murgui, Sánchez Montserrat y Soto. Sin eliminados.

Incidencias: encuentro amistoso disputado en el Polideportivo Antonio Magariños ante unos 1.200 espectadores.

Antes del inicio del encuentro se guardó un minuto de silencio en memoria de Eduardo Sánchez, hijo del ex jugador estudiantil José Luis Sánchez Burgues, desaparecido tras una larga enfermedad.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información