Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Real Madrid tendrá que ganar en Valencia

  • El equipo blanco cayó ante el Valencia Básket tras remar para ahogarse en la orilla y pierde el factor cancha
Real Madrid 89-93 Valencia Básket
Defensa Central Defensa Central

El Real Madrid tuvo en su mano la victoria ante el Valencia Básket, pero no pudo conseguirla y tendrá que ganar en La Fonteta uno de los dos próximos encuentros. El equipo blanco perdió el factor cancha en un partido en el que acarició la remontada, pero la suerte le fue esquiva en el último momento. El tercer cuarto no fue suficiente.

El objetivo de estar en la final de la Liga ACB sigue vivo para el Real Madrid, que tendrá que enmendar su error de este domingo en Valencia. Los blancos necesitan ganar uno de los próximos dos partidos en la capital del Turia para recuperar el factor cancha o los dos para pasar la eliminatoria sin necesidad de volver a jugar en el Palacio de los Deportes, donde este domingo los taronja fueron superiores, consiguiendo llevarse tres de los cuatro cuartos y obteniendo una merecida victoria a pesar del intento de remontada de los de Pablo Laso.

El partido comenzó con muchas dificultades para el Real Madrid. Los valencianos fusilaban a los merengues desde la línea de tres y la defensa madridista no daba buenas sensaciones. Tras el primer cuarto, el conjunto visitante ya ganaba por 9 puntos, una diferencia que se vería aumentada antes del descanso hasta los 12 para los ché. De hecho, el conjunto valencianista llegó a disponer de una ventaja de 16. Los blancos, además de tener dificultades atrás, no conectaban con la canasta rival a un ritmo regular, lo que dejaba el partido muy complicado para la segunda parte.

Sergio Llull, Felipe Reyes y el Chapu Nocioni fueron los hombres que mantuvieron vivo al equipo, especialmente en un tercer cuarto en el que las diferencias se vieron recortadas. El Real Madrid fue mejor en este acto, consiguiendo un parcial de 30-20 y poniendo el partido en su punto más caliente de cara al tramo final. Un triple de Llull antes del final dejaba a los madridistas a sólo dos puntos del Valencia, y con las opciones intactas de cara al último cuarto.

El Real Madrid, de hecho, llegó a ponerse por delante al inicio del acto final. Los blancos tenían el trabajo hecho, pero el agotamiento por haber tenido que remar tanto pasó factura. El Valencia no tardó en recuperar de nuevo el dominio del partido y en volver a ponerse por delante con 7 puntos de ventaja. Los de Laso nunca tiraron la toalla y pudieron forzar la prórroga, pero el tiro de Felipe Reyes no entró y el Valencia agotó el partido anotando los dos últimos tiros libres tras la falta personal del capitán en el rebote. La semifinal queda 1-1 y se traslada a Valencia. El Real Madrid tiene armas de sobra para conseguir ganar allí y recuperar su favoritismo con el factor cancha.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información