Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Tau sufrió para imponerse a un duro Fenerbahce

EFE EFE


Primera victoria en la apertura de la Euroliga del Tau Cerámica, privado del concurso de los lesionados Sergi Vidal y Tiago Splitter, ante un duro Fenberbahçe Ulker de Estambul, con un gran Will McDonald al final del lance.

Tras un comienzo explosivo en defensa y ataque por parte del alto equipo otomano de Bogdan Tanjevic, con varios puntos anotados desde dentro y desde fuera, el Tau Cerámica fue siempre rezagado en el marcador (3-6, m. 2; y 10-14, m. 6).

La entrada en pista del interior Stanko Barac por Will McDonald se notó bastante por el poder de intimidación del croata, así como también fue digna de mención la defensa ejercida por Mustafá Shakur sobre el pequeño base del cuadro turco, Marques Oscar Green, nacido hace 26 años en Philadelphia.

Al término de los primeros diez minutos, el Fenerbahçe Ulker, más dominador de los rebotes en ambos tableros, logró una corta renta de dos puntos (19-21), tras un triple del exterior bosnio Damir Kaan Mrsic.

Al paso por el m. 14, empate (26-26) en el "luminoso" después de un triple de Prigioni, con un nuevo "abrazo" posterior a 28, para, ya en el m. 15, incurrir Stanko Barac en su tercera falta personal y se tuvo que ir al banco, entrando en su lugar Will McDonald.

Siguió la paridad en el "electrónico" (34-34, m. 18), tras el intercambio de canastas a cargo de Igor Rakocevic y Oguz Savas, para alcanzarse el descanso, después de la gran igualdad vista sobre la pista, con un inesperado resultado de 42-34, coincidiendo con ocho puntos consecutivos del certero escolta serbio Igor Rakocevic (una canasta doble y dos triples).

El segundo cuarto fue favorable al Tau Cerámica tras un parcial de 23-13, todo ello gracias a la inspiración individual de un soberbio Rakocevic (21 de valoración, tras llegarse al m. 20) en los segundos finales del segundo período de diez minutos, junto con dos espléndidos tapones de Will McDonald y el trabajo a destajo de Pete Mickeal (7 puntos y 4 rebotes al descanso).

Al paso por el "ecuador" del tercer cuarto, el Tau subió su renta hasta los once puntos (52-41) merced al acierto anotador de Mickeal (5 puntos seguidos), McDonald y Shakur, para luego poner un 56-43 (m. 26) en el marcador, tras el gran acierto ofensivo de los dos últimos jugadores.

Se desmelenó el equipo vitoriano a base de apretar mucho en defensa, pero los sucesivos errores en ataque de los de Dusko Ivanovic, ante la defensa zonal visitante, dieron aire nuevamente al equipo turco (57-47, m. 28; y 62-52, m. 30).

Will McDonald mantuvo en ataque al Tau en el comienzo del último cuarto, pero Rasim Basak estuvo pletórico desde la línea de tres puntos (66-59).

El Fenerbahce Ulker, que siguió defendiendo en zona, recortó así la diferencia hasta los seis puntos en el m. 35 (68-62), y luego hasta los cuatro puntos (69-65, m. 36), para hacer después un triple Damir Mrsic que metió el miedo en el cuerpo al público vitoriano (70-68).

Pero, un triple de Teletovic y una bandeja de Rakocevic pusieron el 75-68 (m. 38) y, al llegarse al término del lance, un resultado favorable para el Tau Cerámica por una diferencia de diez puntos (80-70). Mucho mejor de lo que cabía prever al final, sin duda.


Ficha técnica:

80 - Tau Cerámica (19 23 20 18): Shakur (6), Rakocevic (24), Mickeal (15), Teletovic (5), McDonald (18) -cinco inicial-, Barac (4), San Emeterio (4) y Prigioni (4).

70 - Fenerbahçe Ulker (21 13 18 18): Marques Green (5), Preldzic (9), Vidmar (3), Turkcan (10), Rasim Basak (11) -cinco inicial-, Mrsic (8), Devin Smith (13), Savas (11) y Hakan Demirel (-).

Árbitros: Jungebrand (Finlandia), Belosevic (Serbia) y Cerebuch (Italia). Excluyeron por personales a Mirza Teletovic (m. 40) y señalaron falta técnica al técnico visitante Bogdan Tanjevic (m. 19), por protestar.

Incidencias: Partido inaugural de la Euroliga 2008-2009, de Baloncesto, disputado en el Pabellón "Fernando Buesa Arena" con una asistencia, según los datos facilitados por el club vitoriano, de 9.710 espectadores.

Hubo "aurresku" (baile tradicional vasco), de honor, antes del inicio del encuentro, junto con un mosaico con los colores azulgranas del Baskonia y el despliegue de una gran banderola conmemorativa del cincuenta aniversario fundacional del club vitoriano. El palco de autoridades e invitados estuvo a tope en esta jornada.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información