Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Laso no quiere confianzas y el vestuario lo sabe

  • El haber ganado el segundo encuentro por 20 puntos no significa que la final esté ganada
Pablo Laso en un partido del Real Madrid Pablo Laso en un partido del Real Madrid
Pablo Laso
Alejandro Albaladejo Alejandro Albaladejo

Euforias las mínimas. Ese es el mensaje que Pablo Laso le ha dado a sus jugadores después de la victoria por 20 puntos que consiguió el pasado viernes en el Palau Blaugrana. El técnico sabe que todavía no se ha conseguido nada y que queda mucho por 'currar' para llevarse la serie. 

El triunfo en el segundo partido fue un golpe de campeón. Ahora el factor cancha está a favor del Real Madrid y moralmente también puede afectar, negativamente, el hecho de encajar una derrota de esas dimensiones en el caso del Barcelona y, positivamente, en la confianza del conjunto merengue. Pero en este tipo de eliminatorias todo puede cambiar de un encuentro a otro.

Pablo Laso ha avisado a los suyos de que no quiere ningún tipo de confianza para los partidos que el Real Madrid disputará en el Palacio el lunes y el miércoles. Los jugadores son conscientes de la dificultad y saben que van a ser dos auténticas batallas. Por eso, es imprescindible no bajar lo más mínimo la concentración que ha tenido el cuadro blanco en la final hasta la fecha. 

La idea es que la serie no vuelva a Barcelona. Todos pudimos comprobar en el primer encuentro de la eliminatoria lo difícil que es ganarle equipo culé en su casa y no siempre se puede jugar al nivel que lo hizo el Real Madrid el pasado viernes. De ahí la importancia de que el equipo de Pablo Laso no piense que por ganar un encuentro de 20, la final está en el 'bolsillo'. Y así se lo ha hecho saber el técnico a la plantilla. 


Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información