Ir a versión clásica Ir a versión móvil
16 noviembre 2016

Sergio Llull 'se regala' su mejor partido

  • El Real Madrid vence 87-84 a Panathianikos y aprovecha el pinchazo de CSKA. Ahora visita al Palau.
Sergio Llull Sergio Llull
Real Madrid 87-84 Panathinaikos FOTO: RealMadrid.com
Carlos Muñoz Carlos Muñoz

El Real Madrid se llevó una importantísima victoria en el Palacio ante Panathinaikos por 87-84 con un nombre por encima de todos: Sergio Llull. El balear realizó su mejor partido de la temporada con 30 puntos y fue decisivo en los momentos clave. El conjunto de Laso es segundo tras la derrota de CSKA y ahora espera el Barcelona Lassa en el Palau, buscando venganza.

Juego intenso en la zona y momentos de tensión (21-23)
Panathinaikos
empezaba con un alley-oop de Bourousis a lo que Maciulis respondía con el primer triple del partido. El duelo en la pintura Ayón-Bourousis iba a dar mucho de sí. Con tres triples de Feldeine, los griegos se iban en el marcador. El público del Palacio animaba a los suyos y Maciulis tiraba del carro anotador del Real Madrid. Rudy despejaba sus síntomas febriles con un triple a lo que respondía Singleton. Tras una técnica transformada por Llull el cuarto acabó con un tiro lejano de Rudy que no entró.

El Real Madrid se pone serio (53-50)
Draper
empataba el partido a 23 al inicio del cuarto. El Real Madrid cargaba el juego al interior de la zona buscando hacer sufrir a Fotsis y Singleton. Calathes encontraba a Singleton y Randolph respondía con un 2+1. Un parcial de 2-8 para Panathinaikos daba aire a los griegos, pero Llull respondía con un parcial de 8-0 para adelantar al Real Madrid. Trey Thompkins se unía a la fiesta con dos triples seguidos, pero Feldeine seguía inspirado desde el triple. Al descanso, el Real Madrid anotó en un cuarto 32 puntos.

Sergio Llull contra Panathinaikos (72-68)
Un parcial de 0-6 para Panathinaikos daba la vuelta al partido y Laso sacaba a Randolph por Felipe. Llull seguía a lo suyo, los triples lejanos e imposibles. Calathes se ponía máximo anotador de los de Xavi Pascual pero Llull estaba desatado con 23 puntos. La consigna en defensa era clara: ayudas cuando la tuviera Bourousis y ganar los rebotes. El tercer cuarto concluyó con un triple de Carroll que no entró desde la esquina, el Real Madrid tenía un pequeño margen.

Ante la igualdad, Sergio Llull (87-84)
El Real Madrid se iba a la máxima diferencia, al inicio del cuarto. Se veía un equipo muy sólido en defensa y físicamente fresco. Bourousis amenazaba el marcador a falta de seis minutos. Varias malas elecciones en el tiro, una bandeja de Calathes y un triple de Feldeine ponían por delante a Panathinaikos. Hunter empataba a 79 con un mate y cada posesión se convertía en fundamental para ambos. Pero apareció él, Sergio Llull, 2+1 e irse a los 28 puntos. Feldeine aceptaba el reto y empataba con un triple en la cara de Thompkins. Llull anotaría dos más y el partido moriría en un tiro de KC Rivers que no entró y el Real Madrid sumaría una importante victoria para seguir arriba en la Euroliga.

La próxima cita de los de Laso será dentro de dos días, también en Euroliga, en el Palau ante el Barcelona Lassa.

Real Madrid-Panathinaikos

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información