Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Pistons a la final del Este

  • Spurs quedan al borde del KO
EFE EFE
La Conferencia Este de la NBA ya tiene al primer finalista en los Pistons de Detroit, que llegan por sexta vez consecutiva, mientras que en la del Oeste los actuales campeones de liga, los Spurs de San Antonio, están al borde de la eliminación.

La ausencia por segundo partido consecutivo del base Chauncey Billups permitió a Richard Hamilton convertirse en el líder que guió a los Pistons a las finales al ganar 91-86 a los Magic de Orlando en el quinto encuentro de la serie al mejor de siete.

Los Pistons lucharan por el título de la Conferencia Este con el ganador de la eliminatoria que juegan los Celtics de Boston y los Cavaliers de Cleveland y que refleja un empate 2-2.

Los Pistons se convierten en el primer equipo que llega a la final de conferencia por seis años consecutivos desde que lo consiguieron los Lakers de Los Angeles ocho temporadas seguidas en la década de los 80.

Hamilton, que batió la marca de todos los tiempos de puntos anotados en la fase final por los Pistons, que estaba en poder del ex base Isiah Thomas, aportó 31 tantos, con cuatro robos de balón y tres asistencias, y encabezó la lista de cinco jugadores -todos los titulares- que lograron dobles dígitos.

El alero Taysahun Prince, con 15 segundos para concluir el partido, puso un tapón al tiro del alero turco Hedo Turkoglu que pudo haber sido el triple del empate. El rebote defensivo fue a las manos de Hamilton, que en la segunda parte anotó 19 puntos.

El alero Antonio McDyess encontró al final su mejor toque de muñeca y aportó 17 puntos (6 de 9 tiros de campo y 5-6 desde la línea de personal), capturó 11 rebotes y repartió dos asistencias.

El base novato Rodney Stuckey, que salió como titular en el puesto del lesionado Billups, aportó su mejor producción como profesional en la fase final al conseguir 15 tantos con seis asistencias, sin perdida de balón.

El pívot Rashee Wallace logró 14 tantos con siete rebotes y Prince llegó a los 10 puntos, capturó ocho balones bajo los aros y puso el tapón de oro a Turkoglu.

El alero turco con 18 puntos, nueve rebotes y siete asistencias fue el jugador más completo para los Magic, pero al final el tapón que le puso Prince, y que pudo ser el empate para forzar la prórroga, le impidió convertirse en el héroe salvador de su equipo.


Spurs-Hornets


En el otro partido de la jornada la historia se repitió por tercera vez consecutiva: los Spurs no pudieron responder a la inspiración encestadora del alero David West y a las genialidades del base Chris Paul y perdieron por paliza de 101-79 ante los Hornets de Nueva Orleans.

La derrota, humillante para los Spurs, también los dejó al borde de la eliminación de las semifinales de la Conferencia Oeste.

El sexto partido de la serie se disputará el próximo jueves en el AT&T Center de San Antonio, donde los Spurs tienen marca de 5-0 en lo que va de temporada.

Los Spurs volvieron a Nueva Orleans después de haber empatado a 2-2 la eliminatoria y con la moral recuperada después del buen juego de conjunto que realizaron en el cuarto partido.

En el descanso del quinto todo apuntaba en esa dirección, gracias a un parcial favorable de 47-44, pero como ya les ocurrió en los dos primeros partidos de la eliminatoria les llegó el hundimiento en el tercer periodo, cuando West y Paul fueron una máquina de anotar puntos y la defensa de los Hornets se creció.

De la ventaja se pasó inmediatamente a un parcial de 20-4, que iba a ser demoledor para los Spurs, sin respuestas a los aciertos de West y Paul ni mucho menos de su estrella, el alero Tim Duncan, que sólo anotó 5 de 18 tiros de campo.

Ya no iba a haber más historia porque ni los Spurs consiguieron reaccionar ni los Hornets bajaron la presión, con un West intratable que anotó 38 puntos, su mejor marca como profesional en la fase final, más 14 rebotes y cinco tapones.

West, que anotó 22 puntos en la primera parte, en la segunda ya tuvo el apoyo de Paul, que logró 22 tantos, 16 después del descanso, repartió 14 asistencias y capturó tres rebotes.

Los Spurs, que jugaron en su línea de equipo campeón los primeros 24 minutos de partido, con el escolta argentino Manu Ginóbili de líder incansable, el base francés acertado y el alero Bruce Bowen efectivo y luchador en defensa, pudieron inclusive superar el bajón de Ducan en ataque, que se quedó con sólo cuatro puntos (2-11).

Pero en el tercero periodo se les acabaron todas las opciones de triunfo, aunque al final Ginóbili consiguiese 20 puntos (5 de 15 tiros de campo, incluidos 3 de 7 triples, y 7-8 desde la línea de personal), repartió siete asistencias y capturó dos rebotes.

Parker lo apoyó con 18 puntos, pero sólo cuatro asistencias, y Duncan llegó a los 10 tantos con 23 rebotes.

El veterano Robert Horry, de 37 años, salió siete minutos como reserva y estableció una nueva marca en la competición de la fase final de la NBA al disputar 238 partidos, uno más que el legendario Kareem Abdul-Jabbar.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información