Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Los primeros nombres de Ettore Messina

  • El italiano quiere 'medir' al Madrid
El italiano quiere 'medir' al Madrid
David Jorquera David Jorquera

Las exigencias de Messina en el plano deportivo-económico van a ser de aúpa. Y es que en la reunión que tiene pendiente para el día de hoy con los dirigentes madridistas, además de sus propias condiciones de trabajo, tiene la intención de poner encima de la mesa varios nombres de jugadores para calibrar si el interés del Real Madrid en su contratación es tan verdadero como parece.

Con Messina, como ya ha quedado demostrado en otras ocasiones (ya plantó al Barcelona el año pasado por estas fechas) no valen las medias tintas. Y, como tal, además de un salario ligeramente superior a los dos millones de euros y plenos poderes para dirigir la sección, las peticiones en forma de fichajes de jugadores no se van a quedar atrás.

En primer lugar, la llamada ‘guardia pretoriana’. Esto es, jugadores que conoce de haberlos entrenado con anterioridad. En este caso, sus peticiones se centrarán en Zisis, base del CSKA y en el esloveno, también del CSKA, Smodis. El primero percibe en el club ruso un total de 1.3 millones de euros y su salida del equipo parece segura, toda vez que el presupuesto de los moscovitas se ha visto reducido en un 30% en relación al de la pasada temporada. Messina estaría encantado de acogerle en su posible proyecto como entrenador del Madrid, aunque equipos como Tau o Unicaja también están tras sus pasos. El caso de Smodis es bastante más complicado. En primer lugar por su salario: en el CSKA cobra 2.5 millones por temporada. Además, tiene contrato hasta 2011. Su salida se antoja muy complicada, salvo que el tema presupuestario de los moscovitas pudiera acercarle a la capital de España. Messina echará el resto por su pase si, finalmente, acepta la oferta del Madrid.

Además de Zisis y Smodis otros dos nombres estarían marcados en rojo en la libreta de Messina: Kaukenas y Sato, ambos del Montepaschi de Siena. Al menos eso es lo que se comenta desde Italia. La llegada de uno de los dos cubriría la demanda de Messina. Kaukenas actúa de escolta y acaba contrato en junio. Su ficha no es excesivamente alta, pues cobra alrededor de 800.000 euros en el club italiano. El principal inconveniente sería su edad, ya que tiene 32 años. Sato, por su parte, es un jugador que alterna las posiciones de escolta y alero. Físicamente imponente  respondería a la necesidad de dotar al equipo de músculo sin perder capacidad anotadora desde el exterior.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información