Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El 'Granca' tumbó al Barça

GRAN CANARIA-REGAL BARCELONA 67-65
EFE EFE

El Gran Canaria 2014 protagonizó la gran sorpresa de la tercera jornada de la ACB al derrotar al poderoso Regal FC Barcelona, tras un sobresaliente encuentro de los pupilos de Pedro Martínez, que fueron llevados en volandas por una entusiasta afición a un justo 67-65.

En el primer cuarto el Barcelona empezó fuerte con Navarro y Lorbek como referentes en la ofensiva, pero el Granca no se amilanó y, con Moran -soberbio desde los 6,25 metros- y un trabajador Carroll, impidió que los azulgranas se marcharan en el marcador. Savané y Augustine colaboraron desde la pintura para que la iniciativa correspondiese al equipo amarillo, que se vio beneficiado con la tercera personal de Lorbek y su reserva en el banquillo. El 18-14 premió el protagonismo de los anfitriones.

Ficha técnica:

67. Gran Canaria 2014 (18 20 15 14): Norris (9), Moran (13), McDonald (8), Savané (6) y Carroll (17), equipo inicial, Fisher (-), Sanders (-), Bellas (2), Augustine (12) y Kickert (-).

65. Regal FC Barcelona (14 23 9 19): Navarro (23), Ndong (2), Lorbek (11), Rubio (6) y Mickeal (13), equipo inicial, Sada (4), Basile (-), Grimau (2), Vázquez (1) y Morris (3).

Árbitros: Mitjana, Bultó y Castillo. Fueron eliminados Bellas y Lorbek en el minuto 37.

Incidencias: 4.970 espectadores acudieron hoy al pabellón del Centro Insular de Deportes para seguir este encuentro de la fase regular de la Liga ACB.

La segunda manga fue más igualada, el Barcelona mejoró con Rubio y Navarro en pista, pero el conjunto que entrena Pedro Martínez nunca le perdió la cara al partido e, incluso, llegó a disfrutar de una renta de seis puntos cerca del descanso tras canasta de McDonald (38-32). El Regal aguantó la presión y, tras unas jugadas protestadas por la afición, recortó desventaja a sólo un punto con acciones de Navarro -tiros libres- y Sada -triple-.

En la continuación, el Barcelona estuvo muy desacertado en ataque, en buena medida por el acierto de la defensa amarilla, y con sólo nueve puntos en diez minutos volvió a verse claramente superado por un Gran Canaria ambicioso y sólido. El tridente Carroll, Augustine y Norris asumieron responsabilidades para alegría de sus seguidores, mientras que los catalanes, totalmente desdibujados y desaparecidos, siguieron erráticos y sin liderazgo.

Solamente al final apareció el genio de Juan Carlos Navarro para empatar el partido a falta de diez segundos con cuatro puntos seguidos. Un tiempo muerto oxigenó de ideas al 'Granca' que, con una acción individual de Marcus Norris -entrada pletórica a canasta- anotó dos puntos de oro. El Barcelona tuvo tres segundos para buscar la hombrada, pero Navarro lanzó el triple muy lejano y sin precisión (67-67). La afición obligó a salir de vestuarios a sus jugadores al cántico ¡esto si es un pedazo de equipo!.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información