Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Bryant acribilla a los Grizzlies

  • El escolta anotó 41 puntos
El escolta anotó 41 puntos
Defensa Central Defensa Central

A pesar de las bajas, los Lakers de Los Ángeles no se resintieron y se encomendaron a Kobe Bryant -41 puntos- para doblegar por 114-98 a los Memphis Grizzlies, que fueron testigo de cómo el líder angelino se erigió en el jugador más joven de la historia de la NBA en alcanzar los 24.000 puntos.

Bryant se convierte así en el decimoquinto jugador de la Liga en sobrepasar esa cifra. Los Lakers contaron con una gran actuación de Ron Artest, con 19 puntos, siete asistencias y seis rebotes, en tanto que Zach Randolph fue el mejor de los visitantes, con 21 puntos y 15 rebotes. Marc Gasol se quedó en 10 puntos y siete rebotes.

Fue el congolés D.J. Mbenga quien dio un paso adelante como titular para dar lo mejor de sí mismo. Se hizo con nueve rebotes -mejor marca de su carrera- en ocho minutos e hizo olvidar a los lesionados Bynum -que promedia 20 puntos y 10 rebotes- y Gasol, quien sigue su puesta a punto tras el desgarro muscular en la pierna derecha que le ha impedido debutar esta temporada.

Bryant tomó las riendas de su equipo en ataque y dio todo un clinic sobre cómo zafarse de su defensor cerca de la zona para rematar la jugada con un mate, algo que hizo un par de veces en apenas dos minutos. Enfrente Zach Randolph y Allen Iverson, como séptimo hombre, mantenían a los suyos a flote al término del primer cuarto (25-22), una ventaja que se mantuvo cuando la segunda unidad angelina entró en acción, con buenos minutos de Josh Powell y Sasha Vujacic.

FICHA TÉCNICA

114 - Los Angeles Lakers (25 24 38 27): Fisher (11), Bryant (41), Artest (19), Odom (3), Mbenga (5) -cinco inicial-, Vujacic (4), Farmar (9), Walton (5), Brown (2), Powell (13) y Morrison (2).

98 - Memphis Grizzlies (22 29 24 23): Mayo (15), Conley (7), Randolph (21), Gay (22), Marc Gasol (10) -cinco inicial-, Carroll (4), Iverson (8), Young (7) y Hunter (4).

Árbitros: Rush, Brothers y Robinson. Eliminaron por personales a Odom.

Incidencias: Partido de temporada regular disputado en el Staples Center, de Los Ángeles, ante 18.997 espectadores. Lleno.

Sorprendentemente el equipo de Lionel Hollins acabó la primera parte por delante (49-51) gracias al despertar de O.J. Mayo y Rudy Gay, que hicieron pagar a los Lakers su desidia en unos instantes en los que pudieron romper el partido. La clave para hacerlo estuvo en Ron Artest, muy entonado tras un comienzo de temporada irregular. El ex de Houston Rockets anotó, reboteó, asistió y, sobre todo, como es habitual, secó en defensa a sus rivales.

Un triple de Artest disparó a los Lakers (79-69, m.34), que empezaron a gustarse a sí mismos, con canastas increíbles de Bryant, que anotó 15 puntos en el tercer cuarto para convertirse en el estandarte en ataque de su equipo ante el mal día de cara al aro de Lamar Odom. Y con los reservas en cancha el conjunto de Phil Jackson terminó por apuntalar a su rival, que acusó las pérdidas de balón y la mala selección de tiro. Mientras, el público local disfrutaba con las acciones de uno de sus tapados, el ala-pívot Josh Powell, habilidoso bajo el aro y poseedor de un aceptable tiro de cinco metros.

Los Grizzlies, no obstante, reaccionaron tímidamente a falta de cinco minutos para el final del duelo, pero sus escasas esperanzas se esfumaron en cuanto Bryant regresó a la pista. Y con él, el espectáculo y una nueva victoria.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información