Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Prigioni le gana la partida a Velickovic

  • Pero Argentina pierde ante Serbia 82-84 y cede la primera posición
Pero Argentina pierde ante Serbia 82-84 y cede la primera posición
Agencias - DC Agencias - DC

rgentina cedió hoy el liderato de su grupo a la selección de Serbia tras perder contra los balcánicos en el partido de mayor calidad de los que se han disputado en Kayseri, sede del grupo A.

unque ambos equipos terminaron la fase de grupos con cuatro victorias y una derrota, la primera plaza se otorga, en desempate, a Serbia, por haber vencido a Argentina. En los primeros minutos del encuentro se vio a una Argentina muy bien colocada sobre la cancha y practicando el mejor juego que saben hacer: muy sólida en defensa, con mucha atención en los rebotes y muy rápida en ataque, con todos los jugadores colaborando.

En siete minutos Argentina comandaba 20-7 gracias a un Delfino espectacular con varios robos de balón, bloqueando, agarrando rebotes y encestando dos triples y una canasta de dos. Prigioni, por su parte, se fue ya a la primera pausa con 7 puntos en el bolsillo, ya que no desaprovechaba oportunidades para colarse entre la defensa serbia. Mientras, el máximo anotador argentino, Luis Scola (28,3 puntos por partido) era cubierto con dureza por sus contrincantes.

Enfrente estaba Serbia, la selección con mejores estadísticas del Mundial, y que dispuesta a que el partido no se le escapara se puso a la faena y cerró el final de cuarto con un 22-20. En el segundo periodo, el entrenador argentino, Sergio Hernández, volvió a probar la táctica de utilizar un segundo base, Cequeira, como escolta en lugar de un Jasen que no está resultando todo lo efectivo que se esperaba de él, aunque hoy hizo el mejor partido hasta la fecha (8 puntos).

El mejor partido de lo que llevamos de Mundial

Era uno de esos encuentros que crean afición debido a la calidad de ambos equipos: reñido, con las dos escuadras atacando y defendiendo bien. A un parcial de 6-0 en los cuatro primeros minutos del segundo cuarto, respondió Serbia con uno de 0-7 en apenas minuto y medio. El marcador daba vencedores alternativos a cada minuto y el ala-pívot Scola (11 puntos en los segundos diez minutos) por los argentinos y el base Milos Teodosic (7 puntos) para los balcánicos dirigían a sus respectivas selecciones, que se fueron al descanso con un 39-40 favorable a Serbia.

Serbia tiene uno de los mejores banquillos del Mundial -la prueba es que, juegue quien juegue, mantiene su efectividad anotadora-, por lo que Hernández se vio obligado a detener las rotaciones y volver al esquema inicial -Prigioni, Delfino, Jasen, Scola y Román González- durante prácticamente todo el tercer cuarto. La persecución entre los dos equipos continuaba y aunque los balcánicos consiguieron abrir un hueco de cinco puntos a segundos de llegar a la última pausa, la diferencia volvió a quedar estabilizada en cuatro (54-58), lo que prometían un final de vértigo.

FICHA TÉCNICA

82 - Argentina (22 17 15 28): Prigioni (13),Delfino (13), Jasen (8),Scola (32) y Roman González (0) -equipo inicial-, Juanpi Gutiérrez (0),Cequeira (2), Leo Gutiérrez (4), Quinteros (10), Kammerichs (0)

84 - Serbia (20 20 18 26): Teodosic (16), Rasic (10),Bjelica (0), Velickovic (7), Perovic (2) -equipo inicial- Tepic (0), Paunic (0),Keselj (6), Markovic (6), Savanovic (19), Krstic (18).

Árbitros: William Gene Kennedy (EEUU), Juan Arteaga (ESP) y Murat Biricik (TUR). Eliminado por cinco personales el serbio Teodosic.

Incidencias: Partido correspondiente a la quinta jornada del Grupo A, con sede en Kayseri, del Mundial de baloncesto que se juega en Turquía, disputado ante 3.500 espectadores.

Los serbios reforzaron su defensa en el perímetro, impidiendo a los argentinos penetrar y obligando a tirar de lejos, además de dificultarles la consecución de rebotes. Argentina, y especialmente sus jugadores con más minutos -Scola, Delfino y Prigioni-, acusaban el cansancio por la intensidad del juego y los balcánicos se iban de nueve a falta de cinco minutos (56-65).

Scola (32 puntos) no bastó

Aun así, un par de rebotes defensivos, dos triples y una canasta con adicional conseguida por el imprescindible Scola (32 puntos en todo el partido: siempre aparece cuando se le necesita) redujeron la diferencia a tres (68-71). Con tres minutos por jugar y ambos equipos en el bonus de faltas, la cosa no podía estar más igualada. Un triple de Pablo Quinteros tras el fallo de dos tiros libres serbios sirvió para que Argentina cazara a los balcánicos (75-75). Los dos centenares de seguidores argentinos estaban exultantes. Quedaba un minuto de juego.

Serbia no desaprovechó su ataque y se fueron de dos. La jugada argentina fue cortada por una personal del equipo de Dusan Ivkovic, que quería reservarse tiempo. Scola encestó los dos (77-77). Pero Serbia respondió con un triple haciendo más difícil la última jugada argentina. Los serbios buscaron la personal en Leo Gutiérrez, que falló uno de los dos tiros libres. El luminoso indicaba 78-80 y sólo doce segundos para el final.

Esa iba a ser la táctica de ambos equipos, prolongando los últimos diez segundos en diez minutos de pura emoción: 78-82, 81-82, 81-84 y 82-84. La joven generación de la selección Serbia (23 años y medio de media) ha demostrado ser una de las que mejor en forma está y más equilibrada es. El duelo de hoy debía dilucidar quien era el líder del grupo A y aunque Argentina también demostró su calidad, no pudo con la locomotora de los Balcanes.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información