Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Con el segundo puesto como objetivo

  • El RM se enfrenta al Bamberg con la tranquilidad de saberse clasificado
Bamberg-Real Madrid (21.00)
REDACCIÓN REDACCIÓN

El Real Madrid afronta este miércoles (21.00 horas/Teledeporte) la novena y penúltima jornada de la fase de grupos de la Euroliga con la tranquilidad de tener asegurada la clasificación para el 'Top-16' y en busca de una victoria ante el Brose Baskets para conseguir la mejor posición final posible.

   Los blancos suman cinco victorias, las mismas que Unicaja y por cuatro de la Lottomatica Roma, pero los tres consiguieron el lunes por la noche el pase matemático sin jugar gracias al triunfo del Olympiacos (6-3) en partido adelantado ante el Spirou Charleoi (3-6), que ya está eliminado.

   Lo mismo le sucede al rival del miércoles de los blancos, que es colista y ya desahuciado, por lo que su deseo es tratar de despedirse de la competición dando una alegría a su público, sumando la que sería su tercera victoria. Y es que, tras dar la campanada doblegando a Olympiacos y ganar al Spirou Charleroi, en las jornadas segunda y tercera, los alemanes acumulan cinco derrotas consecutivas que han supuesto su adiós.

   Tras esos dos triunfos seguidos, estuvieron muy cerca de llevarse la victoria en la Caja Mágica, en la cuarta jornada, donde acabaron perdiendo (83-81), en un partido que se decidió en la prórroga y que acabó en polémica. Brian Roberts anotó segundos antes del final una canasta, que los árbitros dieron de dos, pero pareció triple, y en la última acción D'or Fischer palmeó el rebote a un tiro de Llull para otorgar el triunfo a los suyos, el tercero en otros tantos duelos directos entre ambos tras los de la campaña 2007-2008.

   En el Bamberg, el peso anotador lo llevan sus jugadores de origen estadounidense, como Kyle Hines, un seguro de vida, pese a ser normalmente suplente (y que suma esta campaña 113 puntos), mientras que el mencionado Brian Roberts acumula 112, siendo ambos los suplentes más prolíficos de la competición.

   También destacan Casey Jacobsen, que jugó hace cinco temporadas en el TAU, el ex del Xacobeo Reyshawn Terry, el eslovaco Anton Gavel, que estuvo en el Murcia y los alemanes Tibor Pleiss y Karsten Tadda, jugadores con los que el equipo alemán no triunfa en Europa, pero se 'pasea' en su país, donde es líder con pleno de 13 de victorias.

EL REAL MADRID QUIERE IMPONER SU DEFENSA.

   Pero el miércoles cerrará su participación en la Euroliga y quiere amargarle al Real Madrid su aspiración de sumar un nuevo triunfo para intentar acabar en la primera posición del grupo, y asegurarse un, en teoría, sorteo más asequible para el 'Top 16', para lo que necesita sumar dos victorias y que Olympiacos no venza en el cierre del grupo.

   El equipo blanco, que en la competición a domicilio sólo ha ganado en Roma, es la segunda mejor defensa de la Euroliga y el máximo reboteador general y ofensivo y afronta el partido en un momento decisivo, tanto por su buen estado, como por los compromisos que le esperan antes de terminar 2010.

   Sus últimos triunfos le han aupado al liderato de la ACB, pero ahora deberá medirse a sus dos grandes rivales, los poderosos Caja Laboral y Regal FC Barcelona, y en ambos casos lejos de casa, en dos encuentros que no serán trascendentales a nivel clasificatorio, pero sí en lo que se refiere a la imagen y en el plano psicológico, que se ha reforzado en los últimos diez días.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información