Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Ibaka se despide a lo grande

  • El hispano-congoleño cuajó su mejor partido justo cuando se apunta a su salida del club
CAI Zaragoza 67-84 Real Madrid
Jaime de Carlos Jaime de Carlos

El Real Madrid de baloncesto cosechó este sábado su quinta victoria consecutiva de la temporada al imponerse con facilidad en el pabellón Príncipe Felipe de Zaragoza. Enfrente estaba un CAI muy peligroso que ya había dado la campanada hace unas semanas al apabullar al Caja Laboral, pero lo cierto es que esta vez fue un pelele en las manos del equipo y, especialmente, de un Ibaka espectacular que condicionó el partido desde que saltó a la pista.

El encuentro tenía un cierto sabor a despedida para el hispano-congoleño, pues la última reunión celebrada en EE.UU durante este sábado se llegó a un principio de acuerdo para dar por acabado el 'lockout' de la NBA y que la competición comience a finales de diciembre. Así, es probable que Ibaka no vuelva a vestirse de blanco madridista en la presente temporada, al igual que su compañero Rudy Fernández, hoy baja por una lesión en la rodilla.

Quizás este hecho provocó que el ala-pívot de Oklahoma City Thunders cuajara su mejor encuentro como jugador merengue, pues con 15 puntos, 9 rebotes y 6 tapones fue la verdadera pesadilla de los hombres interiores del CAI. Ni siquiera pívots de primer nivel en la competición como Archibald o Hettsheimer lograron frenar al NBA, de manera que las diferencias no dejaron de incrementarse mientras él estaba sobre la pista.

Antes, el Real Madrid había saltado al parqué concentrado desde el primer minuto y dispuesto a no repetir los errores que le habían dificultado las victorias ante el Lagun Aron y el Spirou Charleroi. Desde el principio Martynas Pocius cogió los galones de Rudy Fernández y, junto al siempre inspirado Carroll, guió al Madrid a las primeras diferencias claras del encuentro (9-19, minuto 8). Sin embargo, el CAI se aferraba al partido como podía y lograba recortar ligeramente las diferencias gracias al acierto de su escolta Wright (17-25, minuto 10).

Lejos de cambiar mucho el panorama en el segundo cuarto, la comparecencia de Ibaka contribuyó a ampliar las diferencias. El campeón de Europa con España dio todo un recital en las zonas y se dedicó a sumar puntos, rebotes y tapones en una exhibición de poderío poco habitual en Europa. Precisamente un espectacular mate suyo ponía la máxima para los de Pablo Laso (20-39, minuto 18), dejando claro que el partido estaba encarrilado a la perfección para los locales. Así, solo Hettsheimer y Wright mantenían el tipo por los maños y dejaban el choque al descanso en 30-45 para el Real Madrid.

El tercer cuarto continuó con la línea mostrada al momento, pues los blancos no necesitaron apretar demasiado para mantener las diferencias en una cómoda horquilla de 15-20 puntos. Pablo Aguilar intentó sacar un poco de orgullo para los suyos con un par de triples, pero en ese momento aparecieron Carroll, Begic y Mirotic como secundarios de lujo para mantener el pie en el acelerador. Un 45-60 en el minuto 28 daba ligeras esperanzas para la remontada de los locales, pero Ibaka regresaba a pista justo a tiempo para volver a dominar los aros junto a Felipe Reyes y dejar el encuentro sentenciado a falta del último cuarto (51-68).

Los diez últimos minutos quedaron para lucimiento de los jugadores madridistas, en especial de un enchufadísimo Jaycee Carroll que terminó el partido con 20 puntos. Aún así, los blancos bajaron ligeramente el pistón, lo cual se notó en su acierto de cara al aro y dejó la diferencia final en 17 puntos. En consecuencia, los de Laso lograron su octavo triunfo en la ACB en nueve partidos, colocándose como líderes en solitario a la espera de lo que haga el domingo el Regal Barcelona en su visita al Bluesens.

 

FICHA TÉCNICA:

67 - CAI ZARAGOZA: Pablo Aguilar (16), Wright (23), Almazán (-), Sam Van Rossom (4), Hettsheimeir (8), -cinco inicial-, Stefansson (6), Cabezas (7), Javier Marín (-), Archibald (1), Fontet (-), Chad Toppert (-), Burstchi (2).  

84 - REAL MADRID: Begic (6), Sergio LLull (2), Pocius (10), Mirotic (9), Suárez (10) -cinco inicial-, Reyes (6), Tomic (-), Jorge Sanz (-), Sergio Rodríguez (6), Carroll (20), Ibaka (15).


- PARCIALES: 17-25, 13-20, 21-23, 16-16.


- ÁRBITROS: Juan Luis Redondo, Vicente Bultó, Carlos Cortés. Sin eliminados.


- PABELLÓN: Príncipe Felipe. 9.320 espectadores.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información