Ir a versión clásica Ir a versión móvil

La 31ª tendrá que esperar

  • El Real Madrid no pudo materializar en el Palau su superioridad a lo largo de la final de la ACB
Regal Barcelona 73-69 Real Madrid
Diego Vargas - La Crónica Diego Vargas - La Crónica

El Real Madrid no pudo hacerse con la Liga y el consiguiente doblete en el Palau al caer frente al Barcelona por 73-69 en un partido vibrante y disputado hasta el final. Los blancos fueron casi todo el encuentro a remolque y tuvieron sus opciones hasta los instantes finales. Sin embargo, el acierto desde el tiro libre de los azulgrana arruinó la reacción de un Real Madrid que sin tener su mejor día lo dio todo para intentar la machada. A la postre, victoria para el cuadro de Xavi Pascual, que evita que el Real Madrid se alce con su 31ª Liga cinco años después.

El partido comenzó con mucha igualdad, nota dominante a lo largo del choque, y desacierto en ambas canastas. Hubo que esperar casi tres minutos para ver los dos primeros puntos del partido, obra de Mirotic. El Real Madrid defendía bien su canasta, pero le costaba anotar, al igual que a un Barcelona que poco a poco se fue adueñando del marcador gracias al acierto de Fran Vázquez en la zona. El gallego sería fundamental para los azulgrana al final del primer cuarto y lo seguiría siendo a lo largo de todo el choque, dominando el rebote y haciendo mucho daño en el juego interior.

El encuentro fue un constante ir y venir en el marcador. El Barcelona se marchaba y el Madrid reaccionaba. Acción, reacción. Sin embargo, el conjunto merengue nunca terminaba de adueñarse del electrónico. Así, al inicio del segundo periodo una pájara blanca significó la mayor diferencia favorable al Barcelona. Los culés comenzaban a escaparse, pero el Madrid despertó de la mano de Sergio Rodríguez para ponerse por delante gracias a un parcial de 2-14. Las alternativas en el marcador fueron la nota dominante a lo largo del partido, con un Madrid que no se despegó en el marcador, que no quiso abandonarse en ningún momento. Aún así, cada vez que los blancos reaccionaban y se acercaban, el Barcelona volvía a tener la suerte de cara para ponerse nuevamente en ventaja. Así, al descanso los azulgrana se marchaban cuatro arriba pese al gran trabajo del Real Madrid para remontar la diferencia.

Ficha técnica:

73 - Barcelona Regal (16 23 17 22): Huertas (4), Navarro (6), Mickeal (17), Lorbek (10), Vázquez (16) -cinco inicial- Ingles (8), Wallace (5), Sada (5), Eidson (2) y N'Dong (-).

69 - Real Madrid (12 22 13 22): Llull (12), Carroll (16), Suárez (2), Mirotic (10), Tomic (2) -cinco inicial- Reyes (6), Pocius (-), Singler (12), Velickovic (1), Sergio Rodríguez (6) y Begic (2).

Árbitros: Juan Carlos Arteaga, Daniel Herrezuelo y José Ramón García Ortiz. Eliminaron por cinco faltas personales a Vázquez (min.38) y Llull (min.40).

Incidencias: Quinto y último partido de la final de la Liga ACB disputado en el Palau Blaugrana ante 7.691 espectadores. El pívot del Barcelona Regal Erazem Lorbek fue nombrado al final del encuentro jugador más valioso de la final.

Al inicio del tercer cuarto, la máxima diferencia culé volvía gracias al acierto en el rebote ofensivo de Fran Vázquez. El Real Madrid cada vez acertaba menos con la canasta rival, y el Barcelona se beneficiaba hasta de sus propios errores para seguir sumando. Nuevamente, los de Laso tuvieron una timida reacción para colocarse a uno de diferencia, pero no remató la faena y el Barcelona siguió a lo suyo, aprovechándose del peor momento del Real Madrid en toda la final. No obstante, otra reacción de Real Madrid y los problemas del Barcelona con las faltas (Vázquez, Lorbek y Wallace se ponían con 4) devolvieron la emoción al partido, vivo hasta el último segundo de partido. El Madrid no cedió un metro y lo intentó hasta el final pese a que el Barcelona parecía matar el partido con seis de ventaja a falta de menos de 30 segundos de juego.

Sin embargo, Carroll y Singler lograron meter al Madrid en la pelea de los tiros libres en el tramo final. Los culés no fallaron y el Real Madrid se quedó a las puertas del título después de una guerra sin cuartel de 40 minutos. El cambio de ciclo en baloncesto está cerca, al Madrid no le temblaron las piernas ante un Barcelona que, este año sí, ya nota en la nuca el aliento del equipo blanco. La Liga tendrá que esperar al año que viene, pero este curso se marcha a las vitrinas equivocadas. Por baloncesto, teniendo en cuenta los cinco partidos, debió acabar en la capital.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información