Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Real Madrid arrasó al Khimki

  • Rudy Fernández catapultó al Madrid hacia la victoria ante el equipo ruso el día en que debutó el brasileño Hettsheimeir
Real Madrid 104 - 81 Khimki
Diego Vargas Diego Vargas

El Real Madrid de baloncesto se tomó cumplida venganza de su derrota en Rusia ante el Khimki dando un recital ante los rusos en el Palacio de los Deportes y presentando su candidatura al título continental. Jugando como este viernes, el equipo de Pablo Laso perderá pocos partidos o ninguno, desde luego. Y es que los blancos arrasaron con el Khimki (104-81) en un partido que se decidió fundamentalmente con un espectacular tercer cuarto en el que Rudy Fernández tomó la batuta del encuentro secundado por las actuaciones sensacionales de Mirotic y Sergio Llull.

 

Tras pinchar ante el Panathinaikos de manera estrepitosa el Real Madrid volvió a mostrar su mejor versión ante su público en un encuentro que comenzó con mala cara para el equipo de Pablo Laso. La primera mitad fue equilibrada en el marcador gracias al buen ataque merengue, ya que los rusos apenas fallaban de cara a la canasta ante una defensa blanda en exceso. La lógica invitaba a pensar que el encuentro podía decantarse de cualquier lado, y tras un arranque irregular los visitantes se colocaban seis puntos arriba (12-18). No obstante, Carroll y Rudy comenzaron a entrar en juego y lograron reducir la desventaja antes del final del primer periodo.

FICHA TÉCNICA
REAL MADRID (104): Draper (4), Llull (14), Suárez (-), Mirotic (17) y Begic (2) --cinco inicial--; Carroll (14), Pocius (8), Reyes (10), Rudy Fernández (23), Slaughter (7), Sergio Rodríguez (3) y Hettsheimeir (2).
KHIMKI (81): Planinic (15), Koponen (5), Rivers (5), Augustine (4) y Loncar (9) --cinco inicial--; Fridzon (17), Monya (19), Khvostov (-), Davis (3), Nielsen (-), Vyaltsev (2) y Zhukanenko (2).
PARCIALES: 21-23, 25-22, 33-19, 25-17.
ÁRBITROS: Guerrino Cerebuch (ITA), Joseph Bissang (FRA) y Anastasios Piloidis (GRE). Eliminado Davis por parte del Khimki por faltas personales.
PABELLÓN: Palacio de los Deportes. 8.518 espectadores.

En el segundo cuarto, Rudy volvió a echarse al equipo a la espalda ante el poderío que mostraban Fridzon y Koponen por parte de los rusos. Nueve puntos consecutivos del balear mantuvieron vivo al equipo blanco, que pudo irse del encuentro en este parcial dadas las facilidades defensivas que dieron al oponente. El Real Madrid iba a más en ataque, pero en defensa seguía mostrando unas carencias que ayudaron al Khimki a llegar con igualdad máxima al descanso (46-45) a pesar de sus pobres estadísticas.

Tras el descanso, llegó el espectáculo. 'Showtime' de los Rudy Fernández, Mirotic y Sergio Llull, bien acompañados por un buen Carroll que fue afinando su puntería y la lucha de Felipe Reyes y Slaughter bajo los aros. El ritmo del equipo blanco fue en aumento paulatinamente, al igual que la ventaja. En un visto y no visto, el Real Madrid se colocó con una diferencia superior a los diez puntos que ya nunca bajó. La presión por toda la pista y el acierto ofensivo fueron las armas del equipo para dejar al descubierto los puntos débiles de un Khimki que se vio completamente superado.

Llull castigó a los rusos con sendos triples que pusieron la ventaja en 17, y a partir de ahí el Khimki no tuvo más remedio que bajar los brazos y contemplar la obra de Pablo Laso y los suyos. El entrenador vasco tuvo incluso la ocasión de hacer debutar al brasileño Hettsheimeir, que aportó dos puntos en la victoria del Real Madrid. Al final, un triunfo por todo lo alto ante un rival de los grandes que coloca el Top 16 a un pasito. El equipo blanco es líder de su grupo, pero aún tendrá que esperar al menos una jornada más para hacer matemática su virtual clasificación.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información