Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Castilla tropieza con la misma piedra

  • El guardameta blanco Jesús dio el susto al caer desplomado en un salto
Alberto Toril sigue sin conocer la derrota en Liga
Christian Díez Christian Díez

El Real Madrid Castilla volvió a atascarse en tierras gallegas y tras el empate a 1-1 cosechado en La Coruña frente al Coruxo hace dos semanas, volvió a repetir marcador esta vez frente al Montañeros. El encargado de abrir el marcador para los merengues fue Joselú, en el minuto 33 de la primera mitad, mientras que Rubén, fue el encargado de sellar el empate a 1-1 final a falta de quince minutos.

El partido comenzó con un tremendo susto. Jesús Fernández, guardameta del Real Madrid Castilla caía desplomado en el terreno de juego tras un salto con Rubén Rivera, delantero del Montañeros. Rápidamente entraban en el terreno de juego las asistencias, que se tenían que llevar al cancerbero blanco en camilla y con collarín –el cancerbero fue explorado en un hospital de La Coruña, pero le fue colocado un collarín y recibió el alta, regresando a Madrid con el equipo-. Toril tuvo que tirar de banquillo y sustituir a Jesús por Isaac.

El Castilla comenzó el partido muy enchufado. Gran presión en ataque de los blancos para intentar evitar la salida del balón jugado por parte del Montañeros, algo que hizo mella en el conjunto local. Los madridistas tocaban y tocaban, buscando espacios hasta que en el minuto 33, una internada en banda izquierda de Casado acababa con un centro al área en el que Joselu no fallaba. El delantero madridista remataba al fondo de la red el balón medido y hacía justicia por lo visto en el terreno de juego hasta el momento.

FICHA TÉCNICA:

1- MONTAÑEROS: Rafa; Ángel Luis, Dopico, Raúl Lozano, Capi; Tetteh Abdul, Herbet; Romay, Iago Iglesias, Jimmy; y Rubén Rivera.

1- REAL MADRID CASTILLA: Jesús (Isaac, min. 7); Carvajal, Nacho, Iván, Casado; Juanfran, Álex, Omar; Óscar Plano, Joselu y Morata.

GOLES: 0-1 Joselu (Minuto 33); 1-1 Rubén (minuto 73)

El equipo local no se vino abajo, al contrario, intentó presionar al Castilla y hacer valer su conocimiento de un terreno de juego muy irregular, y es que el césped artificial hizo mella en los jugadores merengues.

Así, en la segunda mitad Alberto Toril realizaba dos cambios para dar savia nueva al equipo. Entraron Antonio Martínez y Jesé, y este último sería uno de los grandes protagonistas del equipo, y es que el canario fue un auténtico misil en la banda izquierda, con internadas que causaron un gran daño a la zaga local.

Pero el Castilla no definía y así llegaría el empate local. Gran jugada de Herbet que remataba a placer Rubén Rivera. El delantero local daba aliento a los suyo a quince minutos del final, pero no abría reacción por parte de ninguno y el marcador no se movería, dando los dos por válido el empate a 1-1.

Player Video...

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información