Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Fichajes que no dieron en el blanco: Cassano

  • Recordamos a este futbolista italiano
Recordamos a este futbolista italiano
Carlos Carrasco-El Reportaje Carlos Carrasco-El Reportaje

Quizá Antonio Cassano sea uno de los futbolistas con más talento que haya dado el fútbol italiano en los últimos años, pero también es un jugador que desaprovechó sus muchos recursos técnicos y terminó quedándose en el camino. Eso es algo que pudimos comprobar de primera mano en el Real Madrid.

Nacido en Bari hace 33 años, Cassano fue reconocido desde muy joven como uno de los jugadores más prometedores del país transalpino. Comenzó su trayectoria profesional en el equipo de su ciudad natal, club en el que permanecó hasta que en 2001 la Roma se fijó en el para complementar a Totti.

Cuatro años de luces y sombras en el club de la capital italiana hasta que en el mercado de invierno de 2006. Su debut de madridista presagiaba un buen futuro, pero no fue así. No terminó de convencer al técnico Fabio Capello y sus constantes faltas de disciplina le llevaron a lo más profundo del banquillo merengue. Calidad tenía de sobra, pero su mala cabeza no le permitió asentarse en la capital española.

Tan poco relevante fue su papel en el conjunto merengue que se hablaba más de su peso y de sus gustos culinarios que de lo que demostraba en el terreno de juego. Él mismo reconoció sus errores tiempo después en una entrevista."En el Madrid hice tantas tonterías que, si pudiera volver atrás, pagaría para no repetirlas", admitió.

Finalmente en el Real Madrid jugó 12 partidos y marcó un gol antes de regresar a Italia. Desde entonces, no deja de recordar con cierto pesar su etapa desaprovechada en el club más laureado de Europa. Tras su experiencia se convirtió en un trotamundos del fútbol italiano, alternando grandes actuaciones con poca regularidad y disciplina. Apura sus últimos años de fútbol en la Sampdoria.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información