Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Tened fe siempre en la victoria

Alonso Quijano Alonso Quijano

Esta es la historia de como viví la liga mas hermosa que jamás haya disfrutado y sufrido desde que me reconozco como madridista (desde que mi padre y mi madre eran novios, más o menos). Se la dedico a todos los que como yo, sufrieron y disfrutaron, pero sobre todo tuvieron  "FE" en la victoria siempre.
 
Todo empezó aquella tarde que celebrábamos las Fiestas de San Isidro en pueblo, era  sábado 12 de Mayo y recuerdo que a la hora del partido le dije a mi mujer y a los amigos que me iba a la Peña a ver el partido. Cuando llegué hacía 15 minutos que había comenzado el encuentro contra el Espanyol y ya perdíamos 0-1. A los pocos minutos volvían a marcar el 0-2 y la situación se ponía complicada, la gente de la Peña empezaba a murmurar y a decir que aquello no se podía aguantar, que el Madrid no funcionaba y que la liga se iba al garete. Yo siempre he creído que el Real Madrid puede remontar las situaciones más adversas,  por eso es el "MAS GRANDE.

Esa tarde particularmente estaba convencido de que íbamos a ganar y comencé a hacer apuestas con unos y con otros… en eso estábamos, cuando marca Van Nistelrooy el 1-2… ¡¡veis!! Os lo dije!! hombres de poca fe...hubo una excepción,  Mari, la mujer del Presidente de la Peña que también creía posible la remontada.

Unos minutos después volvía a marcar el 3º de su cuenta Pandiani, y a darles la razón a los incrédulos madridistas que aquella tarde alucinaron con mi "FE" en que ese partido lo íbamos a ganar.
Comienza el 2º tiempo y marca Raúl, ¡¡venga coño!! Arriba esos ánimos madridistas que vamos a remontar!!, minuto 57 gol de Reyes ¡¡¡vamos Real vamos!!!, este gol suponía el empate.

El partido agoniza...minuto 89...indescriptible, apoteósico, mágico..., lo estoy escribiendo y se me saltan las lágrimas al recordarlo, ¡¡¡GooooLLL del Real Madrid!!! ¡¡¡GooooLLL del Pipita Higuaiiiinn!!!.... ¡¡¡ GOOOoooooooOo ooOOOoooLLLLL!!!.

 Aun me duele la espalda de la gente que se me subió encima y que se alegró conmigo aquella tarde inolvidable, unas horas más tarde el Madrid seria líder gracias al empate del Betis en Barcelona y ya no dejaríamos el primer puesto hasta el final.
     Cuando volví a la fiesta con mi mujer y mis amigos, les dije que el Real sería CAMPEÓN ese año y que mi Toñi y yo estaríamos el 17 de Junio en el Bernabeu para celebrarlo y así fue, pero antes tuvimos que pasar duras pruebas.

El partido siguiente, otro acto de "FE" contra el Recreativo de Huelva, después de ir ganando 2-0, nos empatan y es mi querido y añorado Roberto Carlos quien nos vuelve hacer saltar de júbilo al conseguir in-extremi el gol de la victoria.

En la siguiente jornada llega el Deportivo y como nos gustan las emociones fuertes (un madridista ha de tener el corazón fuerte y duro como una roca), comenzamos el partido perdiendo 0-1 pero al final ganamos 3-1 y seguimos líderes, a la espera del enfrentamiento con el Real Zaragoza, que es el escollo más difícil que nos queda para la meta final de la liga.

10 de Junio, el Madrid se enfrenta al Zaragoza en la Romareda y yo me voy a mi Peña "ORGULLO MERENGUE" a sufrir durante 90 minutos unos de los partidos más angustiosos de los que haya vivido en toda mi vida, y por eso quizás uno de los más felices.

 Al poco de empezar el partido,  penalti en contra del Madrid que transforma Diego Milito, otra vez a remontar y a sufrir, esto parece una película de terror. En el 2º tiempo… a los cinco minutos, gol de Van Nistelrooy pero la alegría dura poco, otra vez Diego Milito pone por delante al Zaragoza y yo que había tenido una "FE" inquebrantable hasta ese momento y había animado una y otra vez a la gente de mi Peña, como siempre, diciendo que ese partido lo remontábamos, bajé los brazos, busqué un rincón y me senté, comencé a temer que mi sueño de ver al Real Madrid ser campeón en el Bernabeu se desvanecía.

El Barca ganaba 2-1 y nosotros perdíamos, quedaban dos minutos y no podía reprimir mis lágrimas y entonces...¡¡¡GooooLLLLL de Van Nistelrooy!!!, ni me moví de la silla, la gente saltaba a mi alrededor y yo estaba llorando e inmóvil, aquello no servia teníamos que ganar y no quedaba tiempo pero..."Dios existe y es del Real Madrid".

El Barça ganaba gracias a "la mano de Dios" de Mesi pero Dios tiene su corazón Blanco y 18 segundos después del empate del Real...¡¡¡GOOLL de Tamudo!!!, ¡¡¡GOOOLLL de Tamudo!!!, ¡¡¡GoooOOOLLL DE TAAaaaamudooooOOO!!!.

No os podéis imaginar las sensaciones que tuve aquella tarde, la gente estaba como loca de alegría y yo en lugar de saltar y disfrutar con ellos, me encontraba inmóvil, incapaz de reaccionar, con los ojos humedecidos por las lágrimas. Algunos de los crios que estaban viendo el partido y me observaban, no comprendían como en aquel momento de tanta alegría, la persona que siempre animaba a los demás no disfrutaba aquel momento, pero si que lo disfruté, a mi manera y muy intensamente, aun hoy se me humedecen los ojos al recordar aquel minuto de gloria tan increíble.
 
Y llegó el gran día, 17 de junio de 2007, el día con el que tanto tiempo llevaba soñando. El ambiente al rededor del Santiago Bernabeu era impresionante, un hervidero de madridistas ataviados con sus bufandas, banderas y por supuesto con la camiseta más “bonica” y mágica que existe en el fútbol mundial. Mi mujer y yo disfrutamos una barbaridad de todo el ambiente al rededor del Estadio.

Vimos pasar el autobus con los jugadores y Don Fabio Capello al frente, enseguida nos metimos al campo para vivir el ambiente desde dentro y aquello aun era más bonito que fuera, la gente tenía una motivación especial y unas ganas tremendas de animar a nuestro equipo.

Comienza el partido y pronto nos llega el primer gol en contra…como siempre. Se lesiona Van Nistelrooy y todo comienza a recordarme situaciones de partidos anteriores.

Termina el primer tiempo y perdemos por 1-0, al comienzo del segundo tiempo Capello hace unos cambios pero el equipo no acaba de funcionar la gente se impacienta y mi mujer me dice que no lo ve muy claro, que podamos ganar el partido y yo recordando al irrepetible Juanito le digo que " Noventa minuti en el Bernabeu son molto longos".
 
Cambio de David Beckam por Reyes y primer gol del Real, el Estadio explota de júbilo, minutos después marca Diarrá y se mueven hasta los cimientos del Bernabeu y con el tercer gol de Reyes a pase del Pipita… que siempre aparece en el momento oportuno, la apoteosis y el éxtasis…

¡¡¡Dios mío otra vez somos ¡¡¡CAMPEONES!!! Y Toñi y yo estábamos allí viviendo y gozando de  ese momento.

 Después de tantos años (4) de sequía, decepciones, sufrimientos, cambios de entrenadores, presidentes, Galácticos...otra vez volvíamos al sitio que nos correspondía…

Gracias a todos los que formaron parte de esta historia y de este  sueño, por hacernos tan felices a tantos y tantos madridistas de corazón, a esos que sufren, lloran y no duermen cuando cae su Real Madrid, a esos que les resulta más fácil la vida cuando  ven ganar a su Real con Orgullo y Honor, esos que llevan cosido en el alma el escudo del Real Madrid, el club más grande y mítico del futbol mundial.

 Gracias a los jugadores, al Presidente  y especialmente a Don Fabio Capello por saber aguantar tanta presión desde el primer día, por su trabajo y honestidad, por devolvernos “El Espíritu de la Camiseta”, La fe en la vitoria y sobre todo gracias a ti Papá por enseñarme tantos valores buenos entre ellos el de ser un buen MADRIDISTA.


 "TENED FE SIEMPRE...SOMOS EL REAL MADRID!!!
 ¡¡¡HALA MADRI!!!

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información