Ir a versión clásica Ir a versión móvil

José Mourinho, el capitán del 'timón' blanco

  • DC repasa la carrera del técnico luso del Real Madrid
Carlos Carrasco- El reportaje
Carlos Carrasco- El reportaje Carlos Carrasco- El reportaje

Pocas personas en la actualidad generan tanta pasión como José Mourinho. El entrenador del Real Madrid desata la admiración de sus defensores y el enfado de sus detractores con idéntica. Genial , imprevisible brillante y polémico son sólo algunos de los objetivos que mejor le definen. Unos le aman , otros le odia y él casi a nadie deja indiferente. Pero lo que ninguno de ellos puede negar es que es uno de los mejores entrenadores de fútbol de la actualidad y que va camino de convertirse en uno de los mejores de la historia.

 

Buscar José Mourinho en Google proporciona más de 46 milones de resultados. Este detalle puede darnos pistas acerca de la dimensión que ha cobra el preparador madridista en todo el muindo. Ya no sólo si nos referimos a términos cuantitativos sino también cualitativos. Muchecos, tabletas, camisetas, webs. Se puede encontrar de todo sobre el técnico luso.Pero nosotros, de momento, nos centraremos en su trayectoria deportiva.

José Mário dos Santos Mourinho Félix nació en Setubal, un 26 de enero de 1963. Desde muy pequeñito, vivió el fútbol de forma muy intensa al animar a su padre Félix, quien destacó como portero en el Setubal y en el Os Belenenses. En el Vitoria de Setubal desarrolló parte de su carrera como entrenador y enseguida vio como su hijo José se interesaba en elaborar informes de equipos. "Me ayudó bastante en varios partidos, y eso que era un niño. ¡Cobraba de broma! Una pequeña prima por partido ganado. Yo prefería que estudiase", desvela Félix, en unas declaraciones recogidas por Mourinhofans


Efectivamente , su hijo se dedicó a estudiar, pero aquello que tanto le apasionaba: el fútbol. Se graduó en Educación Física bajo la especialidad ‘Metolodogía en Deportes' y tampoco tardó demasiado en lograr el curso de entrenador de la UEFA en Escocia. Su primera experiencia como profesional de los banquillos la completó en el Estrella Amadora para trabajar junto a Manuel Fernández, aunque sería el gran Bobby Robson el que le abriría paso hasta la élite. Con el entrenador británico ejerce de ayudante en el Sporting de Lisboa y también en el Oporto.

Acompañó también a Robson en su aventura en el Barcelona en un proyecto que tendría a Ronaldo Nazario como máxima estrella y que se saldaría con un triunfo en la Recopa de Europa, una Copa del Rey y una Supercopa de España en la temporada 1996-97. Dado su buen rendimiento y su buena sintonía con Louis Van Gaal, sustituto del mencionado Robson, Mournho permanece entre los hombres de confianza del holandés ejerciendo de ojeador. Allí ayudó a la conquista de dos Ligas y una Copa del Rey , pero la inestabilidad que en aquella época la institución blaugrana no le permitió quedarse cuando Van Gaal abandonó la nave culé.

Regreso a Portugal

Ante esta situación Mourinho valoró que la mejor opción para labrarse una carrera de entrenador era regresar a su país para ser primer entrenador. El Benfica fue su primer destino, sustituyendo a Jupp Heynckes, pero desavenencias con la directiva le obligan a abandonar el equipo cuando sólo le dirige durante 9 jornadas.

Mou hizo gala de su habitual carácter, no se derrumbó y al año siguiente recibió una oferta del Uniao Leira para entrenarlo a mitad de temporada. No lo hizo mal, pues su siguiente parada sería un histórico de la competición lusa : el Oporto.

Coge a los ‘Dragones' casi desahuiciados en enero, prácticamente sin opciones de luchar por el título , pero en 15 partidos deja su sello y lleva al equipo a la tercera posición de la tabla. Además , para ilusión de sus seguidores, promete títulos.

Mourinho hizo bueno el dicho de "lo prometido es deuda" y cumple. El Oporto con una columna vertebral formada por Carvalho, Deco o Costinha arrasa a sus rivales en la Superliga portuguesa 2002-2003, armado con su línea ofensiva de ‘presión alta' conquista el campeonato con 86 puntos de 102 posibles y también la Copa portuguesa , así como la UEFA al Celtic de Glasgow. Nada más y nada menos que un triplete...

 

En su tercer año al frente del Oporto, reedita su victoria en la Superliga y, aunque cae en la Copa lusa, vence en un título mucho más importante: en la Champions League de la campaña 2003-2004. Se da la circunstancia de que aquel año únicamente pierde un partido en la máxima competición continental frente al Real Madrid en la fase de grupos.

Londres se rinde a ‘The Special One'

Ante esos números. era lógico que le esperara un reto aún mayor. Nada más y nada menos que el Chelsea de Roman Abramovich convirtiría a Mourinho en el técnico mejor pagado del mundo con 4, 2 millones de libras de salario. Desde su primera rueda de prensa dejó claras sus intenciones ganadoras "no me llamen arrogante, pero soy campeón europeo y me considero un tipo especial" dijo. La prensa inglesa se tomó sus palabras al píe de la letra y le apoda ‘The Special One', un apelativo que parece no disgustar al de Setubal.

 

Su primer año en Londres es espectacular y consigue la Premier rompiendo varios récords de su equipo y cayendo derrotado en un único partido de liga. La Champions se le resiste, siendo eliminado en semis por el Liverpool.

Al año siguiente vuelve a ganar la Premier League, venciendo al eterno rival el Manchester United por 3-0 en un encuentro decisivo. La campaña 2006-2007 estuvo marcada por las constantes especulaciones acerca de su futuro lejos de los ‘blues' , rumores que él mismo se encargó de desmentir. Ese año no resulta brillante en lo deportivo pero aún así es capaz de conquistar la Carling Cup. Ese mismo año , después de un arbitraje que levantó mucha polvareda cae ante el Barcelona en Stamford Bridge en semifinales de la Liga de Campeones.

La salida de Mourinho del club londinense se produciría en extrañas circunstancias el 20 de septiembre de 2007 en una decisión muy discutida por los aficionados del Chelsea. Seis títulos en otros tantos años le avalaban como lo que es: un técnico ganador.

Un buen trabajo en Italia

Tras un tiempo en boca de todos y siendo el deseo de muchos grandes clubes europeos firma por el Inter de Milán. la primera campaña de ‘The Special One' con los neroazurri se salda con el ‘Scudetto' para la escuadra italiana , bien acompañado de la Supercopa trasalpina.


Una vez más se comprobaría el hecho de que las mejores temporadas del luso al frente de sus equipos son las segundas y el Inter sería capaz de lograr el triplete Liga, Coppa, Champions eliminando al FC. Barcelona de Guardiola en las semfinales del torneo continental y al Bayern en la final. Nueve días después se dispone a afrontar el reto más importante de su carrera: entrenar al Real Madrid.

Como técnico de la entidad madridista José Mourinho no ha defraudado. Ni a sus defensores , ni a sus detractores. ‘The Special One' está siendo en el conjunto blanco más él que nunca. Con su brillante capacidad para motivar, con sus polémicas, con sus planteamientos tácticos. Va camino de hacer historia en el Real Madrid. Y, aunque a muchos les pese, de momento ya ha ganado una Copa del Rey.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información