Ir a versión clásica Ir a versión móvil

En Barcelona se inventan amores platónicos para sustituir a Ibrahimovic

  • El sueco no convence a nadie e intentan vender supuestos acercamientos con Fernando Torres
El sueco no convence a nadie
I.L I.L

No han pasado más que seis de competición oficial y en Barcelona ya empiezan a buscarle sustituto al sustituto. Ibrahimovic, el hombre de los 80 millones de euros pagados a precio de crack, llegó para hacer olvidar a Etoo y no sólo no lo ha conseguido sino que su prensa, la que le dora la píldora, ya le busca sustituto de cara a la próxima temporada.

En un intento desesperado por hacer frente al poder mediático del Real Madrid y atendiendo al feeling de Guardiola, Lapuerta fichó a Ibrahimovic. Entre pitos y flautas, el capricho del entrenador catalán le salió al Barcelona por un ojo de la cara: 80 kilos. Medio año después, el sueco ha hecho honor a su nacionalidad. Su baja forma es tan alarmante que, desde medios como el Sport, ya se le está empezando a mover la silla. La pluma sitúa ahora a Fernando Torres en la cresta de la ola. Veremos lo que dura ese amor platónico.

En Barcelona saben que se la han metido doblada con Ibra, pero tienen que disimularlo. Primero porque fue otro capricho de Guardiola (como también lo fue el Beckembauer de Kiev, el ucraniano Chigrinsky) y segundo, porque al hombre que trataron de tapar con ese fichaje, Cristiano Ronaldo, está demostrando en el Madrid estar varios cuerpos por delante del sueco. Si la fanática prensa catalana empieza la campaña sobre Ibra es que debe ser muy claro que el sueco puede ser el mayor fiasco deportivo de los últimos años en Barcelona.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información