Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Rosell toma ejemplo de sus 'maestros'

  • Núñez, Gaspart y Laporta demostraron los complejos culés antes que él
Núñez, Gaspart y Laporta demostraron los complejos culés antes que él
Defensa Central Defensa Central

La historia del FC Barcelona está repleta de ejemplos que dejan a las claras la clase de club que el Real Madrid tiene como eterno rival. A lo largo de los años, el odio y la envidia hacia el Real Madrid ha generado un complejo de inferioridad que se ha reflejado en el carácter y la forma de actuar de los presidentes del FC Barcelona. Desde Núñez hasta el actual, Sandro Rosell, los dirigentes azulgranas han demostrado que no saben mantener la boca cerrada. No cabe duda de que Sandro ha tenido buenos 'maestros'...

A continuación les vamos a mostrar que lo de la humildad, el 'más que un club' y demás tonterías que pregonan actualmente en Barcelona no son más que fruto de su imaginación. En Barcelona van de elegantes, de buena gente y se ponen como ejemplo para todo, pero en el fondo los hechos dejan claro que la historia culé tiene una mancha detrás de otra, un historial plagado de ejemplos que reflejan el verdadero modo de actuar del club catalán, empezando por Josep Lluis Núñez, siguiendo con Gaspart y Laporta y acabando con Rosell.

Núñez fue presidente del FC Barcelona durante 22 años, entre 1978 y 2000. En ese periodo dejó perlas célebres como la que provocó que fuera declarado persona non grata en el Santiago Bernabéu: "¿Qué pasaría si el Barcelona tuviera un jugador en su plantilla que fuera embarazando a las mujeres por las esquinas, como Juanito?". Esta frase le significó una querella de parte del mítico '7' del Real Madrid. Por otro lado, el ex presidente culé, hoy condenado a prisión por una trama de corrupción en la Hacienda de Cataluña, también tuvo sus más y sus menos con Lorenzo Sanz, al que acusó de 'enchufar' a su hijo en el primer equipo del Real Madrid.

Después de Núñez llegó Gaspart, quien es más recordado por su fanatismo que por sus éxitos al frente del Barcelona. De hecho, su odio hacia el Real Madrid creció aún más con el fichaje de Figo. El actual vicepresidente de la RFEF acusó al portugués de provocar el día del famoso 'cochinillo': "No se puede venir a un campo a provocar de una manera tan ostensible". Por otro lado, puso en duda la amabilidad de los dirigentes madridistas con esta frase: "La persona más correcta y educada que hay en el palco del Bernabéu es la señora de los lavabos".

Terminado su periplo en Can Barça, se atrevió a pedir al madridismo que no votara a Florentino Pérez como presidente del Real Madrid: "Para que esta historia siga, para que se perpetúe y para que podamos seguir muchos años con esta historia no me voten ustedes a Florentino". Finalmente, ya este año, dijo lo siguiente en la previa del Real Madrid - Bayern de Champions: "Lo que haga el Madrid me la sopla, ni equipo español ni mierdas. Yo soy culé antimadridista". Tras él, llegó Joan Laporta...

El ex presidente del Barcelona, más interesado en la política que en el deporte, dejó una buena perla al afirmar que "Cataluña es una nación y Madrid una distribución administrativa". Aún así, siempre iba diciendo por ahí que "el Real Madrid tiene barcelonitis" o que "el modelo del Barça está basado en la humildad y el del Madrid en la cartera". Además, en cierta ocasión acusó al club blanco de imperialista y prepotente: "el de Florentino es un modelo imperialista y tiene ciertos aires de prepotencia que, además, tiene sus orígenes en el chollo".

Visto lo visto, no es extraño que con estos 'maestros' a Rosell se le vaya la lengua de vez en cuando y deje tonterías como la dicha este martes sobre Cristiano Ronaldo. Ladran, luego cabalgamos... ¿Será que sus últimos éxitos no les han ayudado a librarse de la histórica envidia que les corroe por dentro?

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información