Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Doblete de Ronaldinho

EFE EFE


El delantero brasileño Ronaldinho con sus dos goles de hoy aupó al Milán, que ganó 3-0 contra el Sampdoria, cerca de la cabeza de la clasificación, mientras que el líder, el Lazio, se desinfló ante el Bolonia y sucumbió por 3-1.

En la séptima jornada del campeonato italiano, a falta de lo que haga el Inter en casa del Roma, vive una auténtica revolución con Udinese, Catania y Napoles en los primeros puestos de la clasificación.

Aunque con la victoria de hoy, el Milán olvida completamente el defraudante inicio de temporada y se coloca a sólo un punto del grupo de equipos que lideran la clasificación con 14 puntos, y en espera de un pinchazo por parte del Inter, que se prefigura su máximo rival de cara a la victoria del "scudetto" (titulo).

El que era el tercer candidato para ganar el campeonato, el Juventus, tras su derrota de ayer contra el Nápoles 2-1, se quedó a 9 puntos, y ya ve de lejos a sus rivales.

El Milán comenzó el encuentro sin uno de sus hombres claves: el brasileño Kakà, a quien el técnico, Carlo Ancelotti, dio descanso tras los compromisos con su selección.

Su ausencia se notó durante todo el primer tiempo, donde un Milán lento no conseguía crear juego y un "Samp" muy bien dispuesto en el terreno de juego les hizo sufrir.

Pero en el segundo tiempo con la entrada de Kaka en lugar de su compatriota Pato las cosas cambiaron. Ronaldinho prácticamente un fantasma en los primeros 45 minutos comenzó a recibir balones y se despertó.

En el minuto 55, el árbitro pitaba un penalti, bastante dudoso, por una mano en área de la Sampdoria, que supuso además la expulsión por protestas de Stefano Lucchini, y que transformó Ronaldinho, en el que es su segundo tanto con la camiseta "rojinegra".

Con un rival en inferioridad numérica, el Milán encontró más espacios y entonces se desencadenó la copia Kaka-Roni. En el minuto 66 tras una impecable triangulación entre los dos jugadores cariocas, Ronaldinho marcaba con un zurdazo cruzado el segundo gol para su equipo.

El Sampdoria se hundía psicológicamente y Filippo Inzaghi remataba la actuación rojinegra con un tercer gol en los instantes finales.



La Lazio se hunde

El equipo lazial vivió hoy una auténtica pesadilla cuando en poco menos de media hora ya perdía 3-0 con el Bolonia, que recibía al líder de la clasificación tras haber coleccionado cinco partidos perdidos consecutivos.

El equipo de Delio Rossi no encontró el Bolonia que esperaba: encerrado en su campo y con intención de defender un empate, pues el once local salió muy agresivo y en el minuto 5 ya había inaugurado el marcador cuando Sergio Volpi convirtió una falta fuera del área.

Un error en la defensa permitía poco después (minuto 12) que Marco Di Vaio rematase de cabeza ante la puerta defendida por el meta argentino Juan Pablo Carrizzo, pero el mazazo final llegaba con un zurdazo desde la distancia, de nuevo del número 9 del Bolonia.

En el segundo tiempo despertó el verdadero Lazio, el que se ha visto en estos primeros encuentros del campeonato, y comenzó el asedio a la portería de los locales.

El delantero lacial Tommaso Rocchi, que debutó en el campeonato, tras dos meses fuera de los terrenos de juego por lesión, salía en sustitución del argentino Mauro Zárate, hoy sin demasiadas ideas, y recortaba distancias en el minuto 51.

Pero el muro construido por el Bolonia en la segunda parte resistió y el Lazio tuvo que rendirse a su segunda derrota en el campeonato y abandonar el primer puesto.

El Udinese mantuvo el liderato

El Udinese sí cumplió al conseguir tras un partido difícil empatar 2-2 contra el Lecce gracias a los goles de el chileno Alexis Sánchez (minuto 57) y Gaetano D"Agostino, que marcó el tanto del empate en el 71".

El Catania, uno de los mejores equipos en este inicio de liga, continúa su sueño y hoy gracias a la victoria por 2-0 en el derbi siciliano contra el Palermo coronó la clasificación.

El entrenador revelación es, sin duda, el ex arquero Walter Zenga, que dirige al Catania, que hoy bromeaba pidiendo "la suspensión" del campeonato para conservar el segundo puesto igualado con Udinese y Nápoles.

En el resto de la jornada, el Cagliari consiguió hoy su primera victoria, lo que le permite abandonar el último puesto, al ganar al Torino (1-0) con un gol en los últimos minutos de Robert Acquafresca.



El Inter, con un excelente Ibrahimovic, goleó a domicilio al Roma (0-4)

Un excelente Zlatan Ibrahimovic, autor de los dos primeros goles, condujo a un apabullante triunfo al Inter de Milán en su visita a un perdido Roma (0-4), en el partido que ha cerrado la séptima jornada de una Primera división italiana que hace aún más líder al equipo milanés. Los tantos del partido fueron anotados por Ibrahimovic (m.5 y 47), Dejan Stankovic (m.54) y Obinna (m.56).

El contundente 0-4 con el que terminó el partido son un reflejo de lo acontecido en un partido donde el Roma siguió estando muy lejos del equipo que en la dos últimas temporadas disputaba de "tu a tu" los títulos a los interistas y que esta noche estuvo "vivo" tan sólo en la primera mitad; eso sí, siempre por detrás en el marcador tras el temprano gol de Ibrahimovic.

Un tanto que desarboló a un Roma que recuperaba efectivos, entre ellos a su capitán y gran estrella Francesco Totti, pero que se vio impotente ante un rival con mucho mayor empaque y saber hacer, y que pudo haberse ido al descanso con una diferencia mayor del 0-1. En la segunda mitad, llegó pronto el vendaval de goles interistas, como indica el 0-4 que ya el marcador reflejaba en el minuto 56.

Ahí ya acabó el partido, pues el Inter se sabía cómodo ganador y guardó fuerzas para su próximo partido de Liga de Campeones de Europa; además de saberse líder en solitario.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información