Ir a versión clásica Ir a versión móvil

España regala una parte y se queda fuera de la Eurocopa

  • Los españoles perdieron por 2-0 ante Italia después de un primer tiempo nefasto.
Gol Chiellini Gol Chiellini
Gol de Italia FOTO: UEFA
David Jorquera David Jorquera

Después del patinazo que supuso para España el perder ante Croacia con el consiguiente ‘regalo’ del cruce ante Italia había muchas miradas puestas en ver cómo afrontaría el equipo nacional un partido de los llamados grandes después de un golpe duro.

Mala entrada de España

Si la puesta en escena puede servir para algo lo cierto es que España no entró en el partido. Italia, con su línea de tres centrales, tenía la película estudiada al milímetro. Presión arriba cuando los de Del Bosque intentaran sacar el balón y, una vez que el cuero estuviera en el centro del campo, todo el equipo junto para evitar resquicios y huecos a su espalda. Plan sencillo pero fantásticamente ejecutado.

De Gea, salvador

A España le costaba un mundo darle sentido al juego más allá de la medular del terreno de juego. De hecho, las mejores ocasiones las tenía Italia. Un cabezazo de Pelle rozando el minuto 10 de partido era salvada por un paradón de De Gea cuando el gol ya se cantaba en París. No fue la única ya que poco después el portero español volvía a intervenir para evitar un nuevo remate sobre la portería del equipo que vestía de blanco.

España, sin intensidad

Era evidente que a intensidad y a ganas no estaba habiendo partido. Italia estaba al máximo, mientras que España parecía conforme con el ritmo cansino y apagado que ofrecía. Sin ocasiones de peligro que llevarse a la boca, Buffon era una espectador de lujo desde la portería.

El gol italiano hacía justicia

Iba a ser pasada la media hora de partido cuando el encuentro se abriría. Una falta de Sergio Ramos en la frontal del área permitiría un remate de Ede que fue despejado por De Gea como pudo, un rechace que terminó siendo mortal ya que Chiellini estuvo más rápido y acabó metiendo el balón en la red tras el despeje del portero español. El meneo estaba siendo importante y no había ni rastro de la España alegre y feliz de los dos primeros partidos.

Mejoría en ganas

Después de jugar una primera parte nefasta a España solo le quedaba mejorar. O por lo menos intentarlo. En este sentido hubo al menos una mejora en intensidad y ganas. El fútbol no era nada del otro mundo, pero por lo menos se veía a los italianos tener que pelear por mantener su ventaja, algo que no le había hecho ni falta hasta ese momento. Un cabezazo centrado de Morata fue un primer síntoma de que al menos España había comparecido en el segundo acto.

De Gea salvó el segundo

Eso sí, que el partido estuviera más disputado que en el primer acto no quería decir que las mejores ocasiones fueran de España. De hecho Eder tuvo un mano a mano ante De Gea tras desnudar por velocidad a la defensa que salvó el portero español con una gran intervención. 

Buffon, dos despejes

Los minutos empezaban a caer como cuchillos sobre la piel de los jugadores españoles sin que el marcador sufriera movimiento alguno. España tuvo dos opciones de gol, casi seguidas, en las botas de Iniesta y Piqué que terminaron en los puños del portero italiano, Buffon.

Piqué falló e Italia machacó

El partido iba a dejar para el final dos momentos decisivos que marcarían el final del encuentro. Rozando el minuto 90 iba a ser Piqué el que se encontraría el balón en el área y cuando intentó chutar le salió algo flojo permitiendo una parada a Buffon que nunca debió llegar por la claridad de la ocasión. Fue fallar España el que pudo ser 1-1 y a renglón seguido una contra finalizada por Pellé supondría el 2-0 que mandaba para casa a una selección que perdió ante Georgia hace unas semanas, ganó de un gol a la República Checa y perdió ante Croacia e Italia. Por desgracia, se veía venir. 


Ficha técnica

España 0: De Gea; Juanfran, Piqué, Ramos, Alba; Busquets; Silva, Cesc, Iniesta, Nolito (Aduriz 46’) (Pedro 81’); Morata (Lucas 70’).

Italia 2: Buffon; Barzagli, Bonucci, Chiellini; Florenzi (Darmian 83’), Parolo, De Rossi (Motta 53’), Giaccherini, De Sciglio; Pellè, Eder (Insigne 81’).

Goles: 0-1 Chiellini (33’), 0-2 Pellé (91’).

Árbitro:  Cüneyt Çakir (TUR). Amonestó a De Sciglio, Nolito, Pellé, Motta, Busquets, Alba.

Estadio: Stade de France.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información