Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Liverpool se despide del liderato

  • Los 'reds' han caido ante el Tottenham
EFE EFE


En White Hart Lane ya no se acuerdan de Juande Ramos. El "nuevo" Tottenham Hotspur logró hoy en casa una importantísima victoria por 2-1 ante el Liverpool de Rafael Benítez, que sufrió un enorme varapalo y malgastó la ocasión de recuperar el liderato de la Premier, en manos, ahora, del Chelsea.

El Liverpool, rival del Atlético de Madrid en la "Champions", sufrió un golpe doloroso por lo inesperado en su visita al colista de la tabla que hoy, por fin, dejó de serlo para subir dos posiciones, por encima del Bolton Wanderers y del Newcastle United. Los "reds" tuvieron que decir adiós al liderato de la general y sufrieron un tremendo varapalo a manos de un rival vulnerable.

Comenzó siendo un partido con un clarísimo dominio por parte de la escuadra de Merseyside. El liverpool llegó, jugó, y se divirtió hasta el minuto 68, cuando Carragher atentó, por error, contra su propia portería. Gravísimo error. La plantilla de Rafael Benítez arrancó marcando a los tres minutos de partido. Desde dentro del área pequeña, el holandés Drik Kuyt estrelló el balón en la meta del brasileño Heurelho Gomes, gracias a la asistencia del irlandés Robbie Keane. Fue un partido en el que los visitantes gozaron de más momentos de gol que su anfitrión del norte de Londres.

En la segunda mitad, el Liverpool arrolló -aunque no logró un reflejo numérico en el marcador- a unos Spurs bloqueados que no lograron sacar la garra que les vio empatar el pasado fin de semana ante el Arsenal (4-4). Los "reds" amagaron con volver a romper las zagas de Londres con intentos de Steven Gerrard, de Albert Riera, de Xabi Alonso que buscaban otro gol.

Carragher metió en propia puerta

El momento de alarma llegó en el minuto 68, con un tanto a su propia portería de Jamie Carragher que lo cambió todo, cuando el inglés trataba de despejar un córner de David Bentley, una negligencia que costó a los visitantes el empate a uno. La situación, de pronto, no era tan bonita para el conjunto de Anfield. Ese segundo gol dio esperanza a los Spurs, donde ya no se acuerdan del español Juande Ramos, y puso presión extra al Liverpool.

La catástrofe para los de Benítez llegó al final del encuentro, cuando el Tottenham marcó, con un tanto del ruso Roman Pavlyuchenko, a pase de Darren Bent.

Fue un gol tan necesario y valioso para los locales como fulminante para el Liverpool, que se marchó de White Hart Lane cediendo el liderato al Chelsea de Luiz Felipe Scolari, que hoy goleaba por 5-0 al Sunderland.

Por su parte, los "Spurs" continúan viviendo una delicada situación pero este resultado les da un enorme balón de oxígeno. Aunque sólo sea moral.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información