Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Los jugadores del levante desconvocan la huelga

EFE - Valencia EFE - Valencia
La plantilla del Levante ha decidido desconvocar la huelga que había anunciado para los próximos dos días tras aceptar las nuevas condiciones de pago que ha propuesto el consejo de administración del club y el Ayuntamiento de Valencia, las cuales contemplan la solicitud de un crédito de ocho millones de euros avalados a partes iguales entre ambas entidades.

Dos de los cuatro capitanes del equipo: Iñaki Descarga y Luis Manuel Rubiales, se entrevistaron con el presidente del club, Julio Romero, a última hora de la tarde de hoy en el estadio Ciudad de Valencia para escuchar la nueva propuesta y trasladarla más tarde al resto de la plantilla.

El club ha llegado a un acuerdo con una entidad financiera que le permitirá hacerse cargo de la mitad del citado crédito (de ocho millones de euros), de modo que los jugadores finalmente podrán cobrar en los próximos días un poco menos de la mitad del total de lo que se les adeuda (dieciocho millones de euros).

Primero fue el consejo de administración quien anunció en un comunicado la desconvocatoria, e instantes después los mismos jugadores a través del capitán Luis Manuel Rubiales, por lo que es seguro que el Levante jugará el próximo domingo frente al Recreativo de Huelva en el Nuevo Colombino.

En su intervención ante la prensa, Rubiales explicó que la plantilla tendrá acceso en los próximos días a una cuenta en la que el Ayuntamiento y el club depositarán ocho millones de euros, una cantidad que será repartida "en base a los criterios que el equipo establezca".

"Estas operaciones han sido supervisadas por los asesores jurídicos de la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE)", explicó Rubiales, quien además anunció que los jugadores recibirán otros dos millones de euros adicionales a través de una vía de financiación "externa al Ayuntamiento y al club".

El lateral granadino afirmó que con estos dos millones de euros el primer equipo tiene intención de saldar todas las deudas que el club mantiene con los jugadores del filial (de Segunda División B).

"Con el resto del dinero pondremos al día a los empleados del club y no nos olvidaremos de los jugadores cedidos, algunos de los cuales lo están pasando realmente mal. Si sus deudas ascienden a unos 800.000 ó 900.000 euros trataremos de saldarlas en un cuarenta o cincuenta por ciento. Nos apretaremos el cinturón para que les llegue el máximo dinero posible", explicó Rubiales.

Además, el capitán levantinista comunicó que el club ha reconocido por escrito una deuda de 200.000 euros correspondiente a la pasada temporada en concepto de prima por puntos.

"Para nosotros era importantísimo tener la garantía de que vamos a cobrar nuestros salarios de forma íntegra, y el club ha puesto a nuestra disposición un contrato por el que se nos comunica que próximamente se contará con nuevas fuentes de financiación amparadas en la futura recalificación del estadio", concluyó.

Por otra parte, Gabriel Martínez, uno de los colaboradores del ex presidente del Levante Antonio Blasco, hizo públicas hoy las intenciones de éste de regresar al consejo de administración del equipo y avalar la cuenta de crédito que Ayuntamiento y club abrirán para pagar a los jugadores.

En declaraciones a Canal 9, Martínez dijo que tanto Blasco como él están dispuestos a iniciar las negociaciones la próxima semana, aunque para ello puso como condición el traspaso a su poder del 51 por ciento de las acciones del club.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información