Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El fútbol español renovará su confianza en Villar por sexta vez

  • Será mañana en la Asamblea General
Será mañana en la Asamblea General
EFE EFE

El fútbol español volverá a demostrar mañana su confianza en Ángel María Villar durante la Asamblea General, convocada para las 11.00 horas en la Ciudad del Fútbol, donde iniciará su sexto mandato consecutivo, ésta vez como candidato único tras la renuncia de la oposición a concurrir a las elecciones.

Veinte años después de su primera victoria en las urnas y con el anhelado aval de la victoria de España en la Eurocopa, Villar vuelve a presentarse como la única opción, igual que ocurrió en los comicios anteriores (1992, 1996 y 2000), con la salvedad de los últimos, celebrados en 2004.

Obligado a cumplir el requisito de los votos, Villar "aseguró" su reelección el pasado verano, a pesar de que la aparición, hace más de un año, de la plataforma opositora "Federación de Todos" y la normativa que obligó a las federaciones olímpicas no clasificadas para los Juegos de Pekín a adelantar las elecciones presagiaban un proceso reñido.

Primer paso, autorización del CSD

Su primer paso hacia la victoria fue conseguir la autorización del Consejo Superior de Deportes (CSD) para retrasar los comicios, permiso que logró el 22 de abril, en mitad de varios recursos de la oposición, que siempre apostó por ir a las urnas antes de verano.

Villar, que en su último mandato ha mantenido una relación distante con la secretaría de Estado, contó con la complicidad del presidente de la FIFA, Joseph Blatter, quien, en vísperas de la Eurocopa, amenazó con excluir a España si se producía una injerencia gubernamental en la RFEF, como era, en su opinión, forzar el adelanto de elecciones.

Los avisos de Blatter y el respaldo que el propio Villar consiguió de la Asamblea federativa en marzo, para celebrar las elecciones a finales de noviembre, llevaron al CSD, con el visto bueno del Consejo de Estado y de la Junta de Garantías Electorales, a tolerar el retraso de las elecciones, sin estimar los recursos en contra.

Segundo paso, la Eurocopa

El segundo paso para ganar mañana lo dio de la mano de la selección absoluta, la noche del 29 de junio en Viena, cuando el equipo dirigido entonces por Luis Aragonés ganó la final de la Eurocopa a Alemania y permitió que el título continental volviera a las vitrinas de España después de 44 años. Este nuevo escenario llevó a Villar a anunciar en la asamblea del pasado 16 de julio, la primera a la que asistió Jaime Lissavetzky desde su nombramiento como secretario de Estado en abril de 2004, a confirmar que optaría mañana a la reelección.

Su anuncio no encontró entonces voces en contra. La oposición se topó con la renuncia de Mateo Alemany a encabezar su cartel y tras relevarlo por Carmelo Zubiaur basó su estrategia en los recursos a la justicia para denunciar, hasta ahora sin éxito, un proceso que considera plagado de irregularidades.

Hace apenas diez días la plataforma "Federación de Todos" confirmó que no presentaría candidato a las elecciones y volvió a ponerse en manos de la justicia, a la espera de que la Audiencia Nacional resuelva sobre su petición para suspender el proceso. Con todo esto y con la afirmación de Villar de estar "ilusionado", veinte años después de su primera elección, y "con ganas de seguir adelante", los 179 miembros de la Asamblea emitirán mañana un voto que invitará a Villar a un sexto mandato, sobre el que planea el proyecto de España de organizar de nuevo un mundial.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información