Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Los Boixos Nois la vuelven a liar

  • Mandan al hospital a diez jugadores de un equipo contrario tras una brutal paliza
Mandan al hospital a diez jugadores de un equipo contrario tras una brutal paliza
Defensa Central - Madrid Defensa Central - Madrid

Han pasado tres meses y medio desde que el grupo de aficionados redicales culés Boixos Nois se reivindicaran publicamente a su manera en el estadio de Montjuic, con motivo del derbi catalán en Liga.

En aquel entonces, este grupo radical se dedicó a lanzar bengalas contra los aficionados del Espanyol en mitad del partido que disputaba 'su' equipo, el F.C.Barcelona. Pero aquéllo se queda en agua de borrajas con la última hazaña de estos supuestos "hinchas" de fútbol.

Un selecto grupo de estos radicales compiten de forma oficial en la Tercera Regional de fútbol catalana en el equipo Bada Bing. Este fin de semana se enfrentaban al Club Atlético Rosario Central, que estaba formado íntegramente por argentinos, y el partido acabó con diez jugadores de este equipo en el hospital tras sufrir una brutal paliza por parte de los Boixos Nois.

Todo comenzó alrededor del minuto veinte de partido, con 3-1 a favor del conjunto de argentinos, cuando dos jugadores de Rosario Central amagaron con dejar el partido hartos de insultos y patadas de forma indiscriminada. Entonces, todo el equipo de Bada Bing, junto con otro grupo de seguidores provistos de bates, comenzaron a pegar a los futbolistas de Rosario Central. El resultado: diez personas en el hospital. Uno con los dientes rotos, otro con la cara partida y desfigurada, y el más grave -que pasó la noche en el Hospital del Mar- con 12 puntos de sutura por toda la cabeza, con la oreja casi desprendida y con posible pérdida de audición.

La Federación Catalana no les retiró de la competición a pesar de saber que eran Boixos Nois

El árbitro, que era peruano, se vio obligado a encerrarse en el vestuario cuando comenzó la brutal paliza del grupo de Boixos Nois, pero afortunadamente, un amigo suyo pudo grabar todo lo sucedido para las posteriores denuncias. Entre esas demandas que se plantean poner los jugadores del Rosario Central, uno de los grandes agraviados además del equipo Bada Bing será la Federación de Fútbol Catalana.

Y es que, aunque parezca increíble, nadie hizo nada a pesar de que estos futbolistas argentinos ya habían avisado del riesgo que corrían a la Federación y a las autoridades policiales antes del encuentro. Además, este conjunto de Boixos Nois ya había sido retirado de la competición en el año 2006, cuando se llamaban "Lope de Vega", y esta temporada ya le habían sido suspendidos cuatro partidos en catorce jornadas por circunstancias similares a las acontecidas este fin de semana.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información