Ir a versión clásica Ir a versión móvil

La Comisión Antiviolencia catalana solicita que se expulse al Bada Bing

  • El equipo de Boixos Nois mandó a diez contrarios de nacionalidad argentina al hospital
El equipo de Boixos Nois mandó a diez contrarios de nacionalidad argentina al hospital
Defensa Central - Madrid Defensa Central - Madrid

La Comisión Antiviolencia de la Federación Catalana de Fútbol (FCF) ha solicitado al Comité de Competición de este organismo la expulsión del campeonato de la Tercera Regional del FC Bada Bing.

Lo solicita por la supuesta agresión que algunos de sus jugadores cometieron contra futbolistas del Club Atlético Rosario Central de Catalunya durante el partido que enfrentó el pasado sábado a ambos equipos y que tuvo que ser suspendido mediada la segunda mitad.

Tras la reunión extraordinaria que la Comisión Antiviolencia celebró esta tarde para tratar este asunto, su presidente, Antonio Bermudo, leyó un comunicado en el que instaba al Comité de Competición de la FCF a "abrir un expediente extraordinario con la aplicación de la máxima sanción que permita el reglamento federativo" para el Bada Bing, y que éste sea sancionado "con la expulsión del equipo y con la inhabilitación de los jugadores culpables".

Los hechos ocurrieron el pasado sábado 10 de enero, cuando este equipo de fútbol aficionado supuestamente formado por integrantes de los 'Boixos Nois' -grupo de seguidores radicales del FC Barcelona conocido por protagonizar numerosos altercados fuera y dentro de los estadios- se enfrentó al Rosario Central, integrado por una mayoría de jugadores sudamericanos. El partido tuvo que suspenderse en el minuto 74, cuando varios jugadores del Bada Bing, acompañados de un grupo de seguidores de este equipo, la emprendieron a golpes con objetos contundentes contra jugadores y directivos del equipo rival, tras la expulsión de un compañero.

Los Mossos también han abierto una investigación

El altercado, que había empezado muchos minutos antes con constantes insultos racistas, acabó con diez miembros de la expedición del Rosario Central -siete de ellos jugadores- en el Hospital del Mar, donde fueron atendidos por diversas heridas y traumatismos.

La Comisión Antiviolencia, que esta tarde ha podido examinar la grabación en vídeo que el ayudante del árbitro hizo de la agresión, ha definido los hechos como "probados" y "extremadamente violentos", según ha apuntado Bermudo. Los Mossos d'Esquadra, que no estuvieron presentes durante el partido pese a que la directiva del Rosario Central insiste en que reclamó su presencia, también han abierto una investigación para esclarecer los hechos.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información