Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Italia pendiente de Kaká mientras Milán estudia oferta del Manchester City

EFE EFE

Todas las miradas del fútbol italiano se centran ahora en el brasileño Kaká, quien tiene la última palabra sobre su posible fichaje por el Manchester City, después de autorizarle el club italiano a negociar su marcha a la Liga inglesa.

El caso Kaká, del que hoy informan los medios de comunicación italianos, se ha convertido en un auténtico quebradero de cabeza para los aficionados del Milán, quienes en un sondeo realizado por la web MilaNews se han pronunciado en un 80 por ciento a favor de que el jugador se quede en la capital lombarda.

Sólo el 12 por ciento aceptaría la propuesta del Manchester City de los más de 100 millones de euros por el fichaje de un jugador que, a pesar de que quiere "envejecer" en el equipo italiano, reconoce que si su club no cuenta con él, se planteará su marcha a algún otro lugar.

Este jueves la prensa italiana ya publicaba que el Milán juzgaba como positiva la oferta del Manchester City, algo que se encargó de confirmar, en parte, el director del canal de televisión del club, Mauro Suma, quien precisó que el asunto aún no está cerrado. "Hay una oferta del Manchester City para Kaká y está siendo estudiada por el Milán. Estudiada no significa decidida o aceptada. No estamos de frente a una decisión tomada o a un hecho cumplido. Hay aún horas y días por delante", afirmó Suma.

También ayer el portavoz y representante de Kaká, Diogo Kotscho, hizo saber que el Milán ha autorizado al brasileño a hablar con el Manchester City sobre su marcha al club inglés.

"Eso que están diciendo en Inglaterra, es decir, que el acuerdo es prácticamente un hecho es una exageración. Es una exageración también decir que Kaká haya rechazado el acuerdo con el Manchester City. Ahora el próximo paso es que su padre hable con el club inglés", dijo Kotscho.

Según la prensa italiana, el próximo lunes es la fecha fijada para que se celebre el encuentro entre representantes del club inglés y del jugador, quien tiene ahora la pelota en su tejado.

Su compatriota y compañero de equipo Pato, clave en el empate a dos del Milán ante el Roma de la pasada jornada de la Liga italiana, le aconseja que no se vaya. "Si yo fuera Kaká -dijo a "La Gazzetta dello Sport"- no tendría dudas: me quedaría en el Milán que es su casa. Deberá decidir con el corazón y con la cabeza, pensarlo bien, razonar. Espero que siga jugando conmigo".

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información