Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Inter se desploma en casa del Atalanta

Resémen de la jornada en Italia
EFE EFE

Un Inter irreconocible, muy lejos de la imagen que dejó el año pasado, sucumbió hoy contra el Atalanta, que le castigó con tres goles a uno, y ahora el campeonato se reabre con un Juventus y un Milán cada vez más cerca. Si el Juve logra superar el obstáculo Lazio en el partido que cerrará la decimonovena jornada del campeonato, se colocará a sólo un punto del conjunto dirigido por el portugués José Mourinho, justo cuando se cumple la mitad del campeonato. Mientras que tras su victoria de ayer con el Fiorentina, el Milán se encuentra a seis puntos del líder.

El Inter, decepcionante

En los dos encuentros que se llevan disputados desde el inicio de año, el Inter ha tirado por la borda su ventaja con un empate ante el Cagliari y la humillación sufrida hoy en el estadio "Azzurri D'Italia" de Bérgamo, en el profundo norte italiano.

El Inter no entró nunca en el partido y en ningún momento se vio la posibilidad de que recuperase la desventaja, mientras que, por su parte, el Atalanta se presentó serio y sin miedo, lo que premió a la formación de Luigi del Neri. A pesar de que Adriano parecía un candidato al once inicial, al final Mourinho prefirió al argentino Hernán Crespo, debido a su gran actuación durante la semana en Copa Italia, para ser la pareja de ataque con el inamovible Zlatan Ibrahimovic.

Desde los primeros compases de juego, el Atalanta salió mucho más activo que el Inter y empezó a meter miedo a la defensa interista, sobre todo con las jugadas del capitán Cristiano Doni.

La lluvia cayo incesante durante los 90 minutos y acompañó la lluvia de goles que llegó después sobre la portería defendida por el brasileño Julio Cesar. La defensa del Inter sufría las continuas llegadas de la delantera local y en un nuevo despiste, en el minuto 18, Sergio Floccari se coló en el área y tras controlar de espaldas a la puerta el balón, se giró, y disparó batiendo al portero interista.

Los de casa continuaron asediando con ahínco la portería defendida por cancerbero brasileño y en los primeros 20 minutos ya se contaba un tanto y cinco claras ocasiones de gol, mientras los pupilos de "Mou" seguían en letargo.

Tampoco el jarro de agua fría que llegó en el minuto 28 con un gol de Doni de falta, gracias a una desviación de la barrera, despertó a los interistas. El golpe final llegaba en el minuto 34 cuando el capitán atalantino se colaba sin problemas en el área y remataba de cabeza, colocando un sorprendente y durísimo 3-0 en el marcador.

Tras el descanso, el técnico portugués intentó dar nuevos aires al equipo con la introducción del brasileño Adriano en sustitución de Crespo y Luis Figo por Maxwell, pero se siguió viendo un Inter sin ideas.

El Inter intentó reaccionar con alguna jugada personal, pero siguió sin crear verdaderas ocasiones. Sólo "Ibra" instantes antes del pitido final se hizo con un rechace del portero del Atalanta en el borde de la línea de portería y marcó el gol de la bandera para su equipo.

Con su victoria ante el Lecce por 0-2, el Génova adelantó al Nápoles, que hoy perdió ante el Chievo Verona, y se coloca en cuarta posición, soñando con un puesto para la Liga de Campeones y a pesar de que hoy no contaron con su estrella: el argentino Diego Milito.

Cede el Nápoles y se dispara la Roma

Por su parte, al Nápoles no le bastó una nueva gran actuación del argentino Ezequiel Lavezzi, que en el minuto 52 firmó el empate, ya que el Chievo Verona se impuso con dos goles de penalti.

El Roma sigue su remontada espectacular aunque hoy sufrió en casa del Torino y resolvió el encuentro con un gol "in extremis" del brasileño Julio Baptista, que atraviesa un gran momento de forma después de los dos goles que marcó durante la semana en el partido liguero que tenían que recuperar contra el Sampdoria.

También sueña con un puesto en la UEFA el Palermo, que hoy se impuso 2-0 al Sampdoria gracias al doblete del australiano Mark Bresciano, mientras que el club de Génova arrastra su tercera derrota consecutiva.

El Udinese sigue hundiéndose en la tabla de clasificación y hoy no pudo con el Cagliari, que en 20 minutos había cerrado el encuentro con goles de Daniele Conti y Davide Biondini.

Con la llegada al banquillo del ex jugador serbio Sinisa Mihailovic, el Bolonia ha salido de la zona peligrosa de la clasificación y puede respirar más tranquilo tras imponerse hoy al Catania.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información