Ir a versión clásica Ir a versión móvil

La prensa catalana pretende tumbar a Florentino

  • Increpan su candidatura asegurando que Aznar estaría en ella, algo que está por demostrar y es más que improbable.
Increpan su candidatura asegurando que Aznar estaría en ella
I.L I.L

La vuelta de Florentino Pérez a la presidencia del Real Madrid, va tomando forma día a día, algo que no hace la más mínima gracia en el entorno del FC Barcelona. Con el otrora mandatario blanco, el club de Chamartín fue el más grande de Europa y del mundo, algo que ahora se ve muy lejano por los problemas internos que arrastran los merengues, pero que, por margen, está más que reciente.

El temor a que regrese esa dinámica victoriosa del Real Madrid (pese a que aún es el campeón liguero, algo que muchos parecen haber olvidado) y la estabilidad institucional que conllevaría romper los litigios y las polémicas actuales, es la peor pesadilla para la prensa blaugrana, la que estos días rastrea en busca de esos detalles que sirvan para tumbar la idea de Florentino. Ésa, que apunta directamente al cargo que abandonó hace apenas tres años (se cumplirán el próximo 26 de febrero), se ha convertido desde ya en la mayor amenaza a la relativa seguridad del proyecto Laporta-Pep.

Para evitarlo, los medios azulgranas están intentando desestabilizar los trabajos silenciosos que ya está llevando a cabo Florentino. Y no parecen haber encontrado mejor manera de hacerlo que metiendo en la misma cesta al ex presidente del Gobierno español, José María Aznar, asegurando que será uno de los principales puntos fuertes de su futuro candidatura y que, además, ocuparía el cargo de vicepresidente.

Aseguran que Aznar intentó entrar en el club hace años pero que le fue imposible por no tener los 10 años de antigüedad como socio que se requiere e incluso afirman que el ex jefe del ejecutivo, estaría en la oscuridad y cuando Florentino lograra acceder a su puesto, lo reclamaría. Un sin fin de cuestiones irrisorias a día de hoy.

Es sabido que, en caso de que Florentino pensara dicha posibilidad (que no tiene de momento el más mínimo de sentido común), perdería buena parte de sus votos o, al menos, los contrarios a las ideas políticas que el citado Aznar llevó a cabo bajo su mandato. Así pues, el ex líder del PP se ha convertido no sólo en el juguete anti-Florentino con el que jugar en contra el Real Madrid, sino en la mejor excusa para evitar que los cantos de sirena sigan persiguiendo a Messi rumbo al Bernabeu. Eso también tiene un nombre, miedo, mucho miedo.
 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información