Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El portero del juvenil del Sevilla, trasladado al hospital tras tragarse la lengua

  • Ocurrió en un choque fortuito con un compañero en un entrenamiento
Ocurrió en un choque fortuito con un compañero en un entrenamiento
EFE EFE

El portero del primer equipo juvenil del Sevilla, Iván Casas, ha sido trasladado hoy a un hospital después de tragarse la lengua en un choque fortuito con un compañero en el entrenamiento celebrado hoy en la ciudad deportiva sevillista.

Según han informado testigos presenciales, Iván se lanzó al suelo para bloquear un balón y un compañero le golpeó involuntariamente en la cabeza, lo que propició el desvanecimiento del guardameta, que se asfixiaba con su lengua y empezó a convulsionar. La rápida asistencia de los servicios médicos del Sevilla evitó que la cosa fuera a mayores, pues reanimaron al jugador, de 18 años, que ya consciente fue trasladado en ambulancia a un centro hospitalario.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información