Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Cruyff exhibe la indecencia azulgrana

  • El vividor holandés pide al Barcelona que deje de presionar a los árbitros para no beneficiar... ¡al Real Madrid!
Pide al Barçaque deje de presionar a los árbitros para no beneficiar... ¡al Real Madrid!
Defensa Central Defensa Central

Lo bueno que tiene el Barcelona es que no se molesta nunca en ocultar su baja calaña. Ayer tuvimos dos buenos ejemplos de ello en las declaraciones de un jugador azulgrana, Seydou Keita, y del santo y seña del barcelonismo de todos los tiempos, Johann Cruyff.

En la columna que cada lunes firma en el Periódico de Catalunya y que le escribe su secretario, un tal Víctor Patsy, Cruyff, además de arremeter sin venir a cuento contra el Real Madrid (lo suyo es una obsesión enfermiza que no tiene cura), se queja de la fea costumbre que tienen los jugadores barcelonistas de estar todo el partido protestando y de exigir al árbitro que saque la tarjeta roja cada vez que un jugador del equipo rival hace una falta.

Por un momento se podría pensar que al gran vividor holandés y al barcelonismo les ha dado un ataque de decencia, de deportividad y de solidaridad profesional. Pero no, Cruyff pide que los jugadores azulgrana dejen de presionar a los árbitros para que saque tarjetas rojas no por ser buenos compañeros y buenos profesionales, sino porque considera que jugar en superioridad numérica perjudica al Barcelona y beneficia... ¡al Real Madrid!

"Si te dan más o menos patadas, si te hacen más o menos faltas, que sea el árbitro quien decida el castigo. No seas tú el que se lo pida con vehemencia. No, porque su próximo partido es precisamente ante el Madrid. Si la entrada es muy fea ya lo verá el árbitro. Roja y a la calle, si hace falta. Pero pedir tarjetas para este, para ese y para aquel, por según qué faltas, es ir contra ti mismo. Primero, porque ya sabes que si tu rival se queda en inferioridad numérica, todavía se cierra más y eso aún complica más tu juego porque los espacios se hacen carísimos. Segundo, porque por cosas del calendario, este año el Madrid recoge a todos tus rivales. Sé un poco más listo. Y más si a la media hora ya vas 2-0", afirma Cruyff, en un claro ejemplo de deportividad que le podría llevar a ser nominado para el próximo Premio Príncipe de Asturias.

En Inglaterra, hasta la llegada de jugadores de estofa deportiva tan baja como la de Cruyff, simular una falta o pedir una tarjeta para el rival dejaba marcado de por vida al que lo hacía. Aquí, en España, llevamos ya más tiempo avergonzándonos de esa falta de compañerismo que significa pedir al árbitro que amoneste o expulse a otro profesional. Pero eso, para Cruyff y para el barcelonismo, es la cosa más normal del mundo. Para Cruyff y para el barcelonismo lo único que cuenta es ganar y no importa la forma en que se consiga la victoria. Por eso están tan acostumbrados a los favores arbitrales y por eso los ven con absoluta naturalidad.

Desde hace tiempo, desde no pocos sectores del fútbol español, se exige a la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) que emprenda campañas entre sus afiliados al objeto de acabar con esa indencia de presionar al árbitro para que saque tarjetas al compañero del equipo de enfrente. Pero eso, está claro, no va ni con Cruyff ni con el Barcelona, para los que el fin siempre justifica los medios.

El ejemplo de deportividad que da Cruyff lo siguen otros conspicuos barcelonistas, como el malí Keita, quien ayer, en rueda de prensa, reconoció que le gustaría que el Real Madrid fuera eliminado de la Champions League por el Liverpool. "Personalmente, me gustaría que el Real Madrid quedara fuera, porque soy del Barça, pero quiero muchas cosas y no siempre pasa lo que yo quiero", manifestó Keita en un alarde intelectual.

En plena exhibición de lógica aplastante, Keita añadió una frase que pasará a los anales del fútbol: "Es difícil que el Real Madrid gane en Anfield, pero también es posible, porque si el Liverpool ganó en Madrid, el Real Madrid puede ganar en Liverpool".

Como el dice el refrán, Dios los cría y ellos solitos se junta.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información