Ir a versión clásica Ir a versión móvil

El Príncipe de Asturias, vergüenza culé

  • Lleva 10 minutos en el banquillo y ya le quieren premiar
Pep Guardiola nominado

Los Premios Príncipe de Asturias siguen empeñados en desprestigiarse más año a año. En el actual el jurado se vuelve a mostrar partidista y empeñado en manchar el buen nombre de la Casa Real con el nombramiento del iniciado Pep Guardiola como uno de los candidatos a llevárselo.

Unos premios que dan la espalda a la sociedad española

Lo del premio Príncipe de Asturias no se sujeta ya por ninguna parte. Si estaba desprestigiado hasta el punto de que redondea el ridículo año a año, ahora los desautorizados, partidistas e impresentables miembros del jurado le sacan la lengua a la Corona en nombre de la Corona.

No contentos con la pitada de la afición del Barcelona al himno español con los Reyes presentes en la final de la Copa del Rey, ahora proponen a un  consumidor de nandrolona como Guardiola para seguir premiando a deportistas que hacen trampas con el doping. Menos mal que el sentido común del protagonista les ha dejado en ridículo declinando la nominación, y que viene a demostrar lo que ya todo el mundo sospecha sobre estos premios.

Jurado antimadridista y de corte catalanista

Como a este jurado de marcado corte catalanista y antimadridista no se les cae la cara de vergüenza después de premiar a Carl Lewis, Sotomayor y Lance Amstrong, todos protagonistas de mayúsculos episodios de doping, pues ahora proponen a otro gran protagonista en esta parcela como es Pep Guardiola. Pero, en otra pirueta de descrédito hacia estos premios y que siguen salpicando a la Casa Real, fue darle el galardón a otra catalana que defraudaba a la Hacienda española como era Arantxa Sánchez Vicario.

Un jurado que ha demostrado ser antimadridista desde que nacieron estos premios. Excusaron dar el trofeo al mejor jugador de fútbol de todos los tiempos, Don Alfredo di Stéfano alegando que huían de hacer protagonista de los premios al balónpie. Quizá por eso, rayando el insulto más supino hacia ya no el madridismo, sino hacia el fútbol en general, fue otorgarle en el 2002 el premio a la selección de Brasil para ningunearselo al Real Madrid recién proclamado mejor club del Siglo XX. Eso sí, algún aprovechado catalanista propone ahora darle el premio al Barcelona una vez que Guardiola ha dicho que no lo quiere.

Una burla achacable a este jurado que fue el que tomó aquella decisión y que Defensa Central les recuerda porque en él figuran algunos que presumen de ser madridistas, aunque nos consta que hubo duros enfrentamientos por la elección de Brasil en lugar del Real Madrid: José Antonio Camacho, Ángel Mario Carreño, José María Casanovas, Jose María Coto López, José Ángel de la Casa, María Escario, Manuel Estiarte, Enrique Franco, Julián García Candau, Juan Antonio Gómez- Angulo, Daniel Gutiérrez Granda, Miguel Indurain, Luis Infante Bravo, María del Carmen Izquierdo, Antonio Lobato, Carlos Martínez de Campos y Carulla, Nemesio Rodríguez López, Juan Antonio San Epifanio, Manuel Santana, José Luis Vilaseca i Guasch, Emma Villacieros, presidido por Juan Antonio Samaranch y actuando de secretario Herminio Menéndez.

Lo dicho: los premios Príncipe de Asturias o los premios de la vergüenza.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información