Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Buena imagen del Sporting ante el Birmingham

  • 0-0.- Los asturianos respondieron en defensa
0-0.- Los asturianos respondieron en defensa
EFE EFE

El Real Sporting ofreció una buena imagen defensiva en su partido ante un Birmingham mucho más rodado ante el que logró un empate sin goles en un encuentro en el que la nueva pareja de centrales Gregory y Botía pasaron con buena nota el examen de medirse a un equipo de la Premier League inglesa.

El enfrentamiento ante el Birmingham suponía un examen especial para Gregory y Botía, los centrales que llegaron este verano con el fin de reforzar la zona defensiva y evitar la sangría de goles que el equipo recibió la pasada temporada, ya que el conjunto inglés cuenta con nada menos que 9 futbolistas por encima del 1,85 de altura.

En la primera parte el Sporting dominó y creó algunas ocasiones ante un rival muy defensivo y que buscaba sorprender en algún contraataque o en jugadas a balón parado, lo que estuvo a punto de suceder en el minuto 22 en una internada de Bowyer, que centró pasado para el remate de Fahey al que respondió Cuéllar con una gran parada.

0; Birmingham: Hart (Taylor m 45), Carr, Querdue, Johnson, Vignal, Bowyer (O'Connor, m 55), Carsley, Fahey, Fergusson, Larsson (McSheffrey, m 76) y Jerome (Phillips, m 66).

0; Real Sporting: Cuellar (Juan Pablo, m 45), Sastre (Pedro, m 60), Gregory (Gregory, m 60), Botía (Gerad, m 60), Canella (Cote, m 45), Diego Camacho (Matabuena m 45), Míchel (Landeira, m 60), De las Cuevas (Carlinos, m 60), Rivera (Kike Mateo, m 60), Diego Castro (Maldonado, m 45) y Barral (Bilic, m 45)

Arbitro: Tunner.

Incidencias: Partido amistoso disputado en el estadio de Saint Andrews de Birmingham ante alrededor de 10.000 espectadores, trescientos de ellos, seguidores del Sporting. Se guardó un minuto de silencio en memoria del que fuera seleccionador inglés Bobby Robson, técnico, entre otros muchos, del FC Barcelona, recientemente fallecido.

Fue esta la ocasión más clara de los 45 primeros minutos en los que el Sporting lo intentó en lanzamientos desde el borde del área que salieron desviados sin que el guardameta inglés tuviera necesidad de intervenir.

Barral, en el minuto 32, tuvo la mejor ocasión para los asturianos, pero Hart salió bien a los pies del delantero rojiblanco minutos antes de que el centrocampista Diego Camacho, muy activo en esta primera mitad, probara suerte con un disparo flojo pero con mucha intención que se perdió rozando el poste derecho de la portería del Birmingham.

Antes del descanso, Bowyer tuvo otra ocasión en un lío en el área sportinguista en la que Cuéllar rechazó el balón por el que pugnaban varios delanteros y defensas sin que ni unos ni otros acertasen en su propósito.

La defensa rojiblanca se mostró bastante segura mientras que los centrocampistas fueron claramente superiores a sus rivales tanto en el movimiento del balón como en el cuerpo a cuerpo cuando fue necesario y sólo la férrea defensa inglesa impidió que los atacantes sportinguistas pudieran sacar algo positivo.

En la segunda parte el juego bajó bastante en especial en el Sporting que prácticamente puso sobre el césped a otro equipo completamente distinto en el que pasó más apuros en el aspecto defensivo y no mejoró en lo ofensivo.

Bowyer, en el minuto 48, sorprendió por velocidad a la defensa rojiblanca pero muy escorado su disparo no ofreció problemas para Juan Pablo en prácticamente la única ocasión inglesa de la segunda mitad mientras que el lateral Cote probó suerte desde fuera del área saliendo el balón rozando el larguero.

Un partido para sacar conclusiones positivas


O'Connor tuvo el gol de la victoria para su equipo pero Pedro tocó lo justo para enviar a córner con lo que el partido llegó a su final con las dos aficiones en plena confraternización y un juego que servirá más a los entrenadores para sacar conclusiones que como entretenimiento al público.

La fiel afición sportinguista no faltó a la cita inglesa y a los desplazados en el propio vuelo del equipo se unieron un centenar de trabajadores de la empresa asturiana Felguera Montajes que se encuentran realizando un proyecto en la vecina localidad de Nottingham. La plantilla del equipo gijonés recibió la visita de su ex compañero el guardameta Rafa González, actualmente entrenador de porteros del Aston Vila.

 

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información