Ir a versión clásica Ir a versión móvil

"Robben valía 20... y para el Barça 200"

  • Laporta quería fichar al holandés
Laporta quería fichar al holandés
I.L. I.L.

A Joan Laporta no le toma en serio nadie. En una conversación con el periodista de TVE Juan Carlos Rivero, que éste recoge en su blog, el máximo mandatario culé reconoce haberse interesado por Robben este verano, pero que, mientras que a cualquier equipo lo hubieran vendido por 20, "a nosotros nos hubieran pedido 200".

Eso le pasa a Laporta por meterse donde no le llaman. El extremo holandés ya sonó hace tres veranos para reforzar el conjunto entonces entrenado por Frank Rijkaard, pero una nueva rácana oferta de Txiki Begiristain por el extremo echó al traste la operación, una situación que aprovechó el Madrid para ficharle la siguiente temporada.

UN NUEVO EJEMPLO DE PREPOTENCIA CULÉ

Ahora, y siempre según palabras de Laporta (quien no es precisamente un hombre de fiar) el Barcelona vuelve a estar interesado por el futbolista. Pero esta vez el principal enemigo para conseguir su fichaje va a ser el mismo Laporta. Porque el presidente, celoso porque el Madrid había conseguido eclipsar el triplete blaugrana con los fichajes de Kaká, Cristiano Ronaldo y Benzemá, no ha parado de criticar la política del nuevo presidente madridista, tachándola de imperialista y prepotente.

Pero a pesar de todo, y en una nueva muestra de hipocresía absoluta, pretendía entrar en negociaciones con el Madrid para coonseguir el fichaje de Robben. ¡Pero qué se ha creído este personaje! Ya se puede ir olvidando de su fichaje. Sus palabras ofensivas hacia el club blanco y hacia los madridistas van a imposibilitar que tanto él como los futuros dirigentes blaugranas puedan dirigirse al club de Concha Espina para negociar el fichaje de cualquiera de sus futbolistas.

FALTA DE CREDIBILIDAD

Se lo tienen bien merecido, tanto la entidad como el presidente. Este equipo siempre se ha caracterizado por fichar rozando lo ilegal. Porque a nadie se le olvida las comisiones que se llevaron los dirigentes por los fichajes de Geovanni, Rochemback o Quaresma. Ni la forma ruin en que contrataron a Rivaldo, justo al cierre del mercado. Ni tampoco cómo han llevado el caso Villa este verano, hablando antes con el jugador con el futbolista. En definitivamente, una trayectoria que, ciertamente, provoca rechazo en el resto de dirigentes del fútbol español. Y no es de extrañar, por tanto, que el Madrid se subiera a la parra cuando el Barça le preguntó por el holandés.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información