Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Agapito Iglesias asegura que el club tiene su futuro garantizado

EFE - Zaragoza EFE - Zaragoza
El propietario del Real Zaragoza, el empresario Agapito Iglesias, ha dicho hoy que la continuidad del club está asegurada, que está dispuesto a poner "todo el dinero que haga falta" y que no tiene la necesidad de vender a ningún jugador para garantizar el futuro de la entidad.

En su primera comparecencia ante los medios de comunicación tras el descenso del club a Segunda, Iglesias anunció que no ha admitido la renuncia del presidente Eduardo Bandrés, ha reconocido que la temporada ha sido "un fracaso", que ha habido errores que asume y que hay jugadores que están dispuestos a reducir su contrato para encarar esta nueva etapa."Que a nadie le quepa ninguna duda de que el Zaragoza estará aquí por encima de mí y de cualquier persona que esté hoy o el día de mañana. El Zaragoza no va a tener ningún tipo de problema económico en el futuro", mencionó.

A este respecto, y con relación al tema económico, dijo que el consejo de administración está intentando realizar un proyecto para que Zaragoza tenga un futuro "fiable económicamente" y explicó que se había puesto en marcha una reducción y ampliación de capital cuya primera convocatoria había sido un éxito y que iba a seguir respaldando la segunda convocatoria.

No necesita vender a nadie

Sobre la plantilla dijo que todos son jugadores del equipo maño y que la mayoría estaban "empeñados" en seguir, según le habían manifestado.

"El Zaragoza no necesita vender ningún jugador para subsistir y jugar en Segunda. Quien piense eso se equivoca o no tiene ni idea de lo que es una empresa. Alguno puede decir que estoy loco al decir esto pero puede haber cesiones u otro tipo de medidas", destacó Iglesias que añadió que van a hacer un proyecto "con cara y ojos y con la misma ilusión del primer año".

Dijo que era falso el rumor que circula sobre que el Gobierno de Aragón está detrás del Real Zaragoza y señaló que había puesto el dinero era él y que seguiría poniéndolo para que estuviera donde tiene que estar. "Al Gobierno de Aragón no le debo nada", apostilló.

De Miguel Pardeza, que ayer presentó la dimisión irrevocable como director deportivo, señaló que ya en enero manifestó su voluntad de dejar el Zaragoza pero que le convencieron para seguir y que la semana pasada le dijo que se su decisión era irrevocable, pasara lo que pasara en el último partido, porque creía que tenía que entrar gente nueva en el club y que por encima suyo estaba el Real Zaragoza.

Agapito Iglesias resaltó que a partir de ahora había que cambiar "muchísimas cosas" en el club porque el mundo del fútbol es un mundo joven y que tenía que entrar "aire nuevo y fresco y profesionales del mundo del fútbol".

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información