Ir a versión clásica Ir a versión móvil

San Lorenzo, en cuartos de la Copa Sudamericana

  • Los argentinos lograron la victoria ante un apático equipo peruano
San Lorenzo 2 - 0 Cienciano
EFE EFE

El equipo argentino volvió a mostrar su mayor peso colectivo y el oficio individual de jugadores como el experimentado Cristian 'Kily' González y el juvenil Gonzalo Rovira, los autores de los goles de su clara victoria en los temidos 3.400 metros de altura de la ciudad peruana del Cuzco.

San Lorenzo de Almagro de Argentina se clasificó para los cuartos de final de la Copa Sudamericana, al vencer por 2-0 a un Cienciano de Perú que careció de altura para remontar el 0-3 sufrido en el partido de ida de la serie. En su tarea fue beneficiado también por el bajísimo nivel de un Cienciano que pobló su ofensiva con tres delanteros, pero nunca encontró la solución para vencer al portero Pablo Migliore, quien incluso atajó un penalti. El equipo dirigido por el argentino Marcelo Trobbiani confirmó porqué ocupa el puesto 11 en el torneo local, y se dedicó durante todo el encuentro a enviar centros cruzados que nunca fueron la solución a su apremiante necesidad de conseguir una goleada.

Ya a los 7 minutos el delantero Mauricio Montes quedó solo frente a Migliore y ante su salida remató por encima de la portería. Cuatro minutos después, otro tiro desde unos 30 metros de Julio García permitió a Migliore volver a lucir sus reflejos. A partir de entonces, el equipo peruano se quedó sin recursos y, a pesar del dominio territorial, nunca encontró la llave para abrir la portería de un San Lorenzo que esperó con criterio para evitar en lo posible los estragos de la altura andina. A pesar de que Rovira había sido el único jugador argentino en inquietar al portero Vegas, fue el 'Kily' González quien abrió la cuenta, a los 35 minutos, con un remate cruzado desde fuera del área que se desvió en un jugador local. Tres minutos después Rivero pudo ampliar las cifras para los visitantes, pero su balonazo enviado desde fuera del área fue desviado con gran esfuerzo por el guardameta peruano.

Sin mucho para cambiar su suerte, Cienciano repitió en la segunda mitad el libreto del juego apático que se reflejó a los 59, cuando el argentino Juan Cavallo remató con displicencia un penalti para el lucimiento del portero argentino. De ahí en más, San Lorenzo fue el dueño del encuentro, porque supo esperar en el fondo y se dio el lujo de llevar varias opciones claras en los pies de Rovira, González y Alejandro Gómez. Fue Rovira, sin embargo, el que selló el sólido triunfo argentino a los 83 minutos, con un remate elevado que sobrepasó el esfuerzo del portero Vegas y poner así el sello final el pase a los cuartos de final para los argentinos.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información