Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Zapatero felicita a Iker y Luis

Defensa  Central Defensa Central
El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, aprovechó la presencia en televisión con el seleccionador español Luis Aragonés y el capitán, el guardameta Iker Casillas, para felicitar en directo a los representantes del equipo nacional por ganar el partido ante Italia, que reconoció haber contemplado "con un grado de tensión impresionante".

Zapatero, que vio el partido con su mujer, Sonsoles Espinosa, y sus hijas, señaló que el encuentro tuvo "un grado de tensión impresionante". "Tomé una Coca Cola. Hacía tiempo que no vivía un partido con tantos nervios. En la prórroga los nervios aumentaron. Y en los penaltis se pasó mal pero la alegría posterior fue inmensa", dijo el presidente en un encuentro organizado por el canal Cuatro de televisión, que efectuó una conexión simultánea con el Palacio de La Moncloa y la sede de concentración de España en Innsbruck, donde estaban Luis Aragonés e Iker Casillas.

"Los artífices son los jugadores"

"Dos palabras para arrancar: felicidades y muchísimas gracias. Los españoles necesitaban ver una victoria de estas características. Nos sentimos orgullosos de tu actitud como gran portero y también como persona y capitán", dijo Zapatero a Casillas.

"Espero que con Rusia hagas, Luis, alguna jugada de despiste que me consta has empleado en otros partidos. Iker, espero que todos los compañeros estéis en plena forma para el próximo partido. Vamos a estar todos con vosotros", añadió el presidente del Gobierno, que inició una conversación con el seleccionador y el guardameta.

"Los artífices son los jugadores. Iker nos salvó a todos. A mí no me sorprendió porque sabía que iba a detener dos partidos. Yo lo tenía entre ceja y ceja. No suelo jugar a adivino pero sabía que lo iba a hacer y lo hizo", respondió el seleccionador, que negó a Zapatero que, tal y como se había comentado, no quisiera contemplar la tanda de penaltis.

"No, los vi. La única preocupación fue reanimar a Güiza, que falló el único lanzamiento y es el más nuevo del equipo. Entre todos lo conseguimos", respondió Luis.


"Mantenía una gran confianza en el triunfo"


Zapatero, que mostró su convencimiento de que España llegará a la final, desveló que a pesar de la igualdad en el resultado "mantenía una gran confianza en el triunfo y pensaba en los instantes en los que estaba tan concentrado Iker Casillas cuando los penaltis".

Casillas transmitió al presidente del Gobierno la satisfacción de todos los seleccionados por el triunfo ante Italia. "Estamos muy contentos de lo que pasó ayer. Nos hemos quitado un gran peso de encima y lo que queremos ahora es que la gente lo disfrute. Que piensen también que esto no es fácil y que sepan que aún hay dos escollos grandes para ganar. Pero hemos conseguido que la afición se ilusionase con nosotros", dijo el meta de la selección.

La unión que vive el equipo nacional, incluidos los representantes del Real Madrid y del Barcelona, rivales a lo largo de la temporada, no es un ejemplo trasladable a la política.

"La política y el fútbol son cosas distintas. Ayer todo el mundo, es verdad, estaba con el equipo. Nos puede dar muchas alegrías. Pero la política en democracia es competitiva aunque todos intentamos hacer lo mejor para el país. Aunque hay momentos de tensión. La alegría de la selección se une a un momento del deporte importante con nombres como Rafael Nadal, Pau Gasol o el propio Casillas", explicó Zapatero, que preguntó al seleccionador si los lanzamientos de penaltis estaba ensayado previamente.

Luis: "Me consta que Zapatero está contento y Dios quiera que con su presencia y su saludo avancemos más"

"Estaba ya ensayado y sabíamos quienes eran los mejores para lanzar. El que ordena al final soy yo y sabía que todos iban a marcar. Y estaba nuestro portero, del que estaba convencido que iba a parar no uno, sino dos", insistió. "Me consta que Zapatero está contento y Dios quiera que con su presencia y su saludo avancemos más. Hay un grupo bárbaro que se merece lo que está pasando", recalcó.

Iker Casillas, que agradeció los ánimos del presidente del Gobierno, insistió en poner cierta mesura para aplacar los excesos de euforia. "Los que estamos aquí intentamos hacer un buen papel y que la gente se sienta orgullosa. Lo estamos consiguiendo. Espero que pasemos la barrera contra Rusia, que no va a ser fácil y lleguemos a la esperada final".
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información