Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Toril debe ser el jefe en Segunda

  • "Después del temporadón que se ha marcado el equipo este curso, especialmente tras la exhibición en Cádiz del domingo pasado, no concibo que Alberto Toril no continúe la próxima temporada en el equipo blanco"
David Jorquera - La Opinión
David Jorquera - La Opinión David Jorquera - La Opinión

En este país somos muy dados a tener una fea costumbre que consiste en demonizar a propios y extraños cuando las cosas salen mal, y en hacerse el loco para tener que evitar el elogio cuando las noticias son positivas. El mundo del fútbol no es una excepción, desde luego. Por eso, desde aquí, me gustaría reconocer la buena labor que se ha llevado a cabo esta temporada con los dos primeros filiales de la entidad blanca, los mismos que ‘fracasaron’ el año anterior y que en la actual campaña van camino de ponerse una medalla más que justa y merecida.

Al Real Madrid C le queda todavía un camino largo, al menos cinco partidos, para poder cantar victoria y con ello el ascenso a Segunda B. Por eso, me gustaría centrarme en el Castilla de Alberto Toril, para el que ya digo desde estas líneas que me parecería justo que continuara en el equipo la próxima temporada dirigiendo la nave en Segunda División. No hay que olvidar que Toril cogió al equipo el pasado año de la forma en la que lo cogió. Lejísimos de las posiciones de cabeza, con un pesimismo en jugadores y aficionados que barruntaban hecatombe para el Castilla y con la posibilidad de cumplir como mero parche ante el marrón que se le avecinaba. Sin embargo, la llegada del técnico le dio aire al Castilla, que pasó a jugar un fútbol espectacular, los jugadores se transformaron de forma evidente, imitando a Popeye después de zamparse sus emotivas espinacas. En definitiva, salvó al muerto de la UVI y lo metió en play-off. No subió, cierto, y le llovieron palos al técnico y al equipo, pero no había que olvidar que meses atrás el Castilla estaba casi más para bajar a Tercera División que para pensar en posibles ascensos.

Dicho esto, después del temporadón que se ha marcado el equipo este curso, especialmente tras la exhibición en Cádiz del domingo pasado, no concibo que Alberto Toril no continúe la próxima temporada en el equipo blanco. Bien es cierto que sólo han sido rumores los que han situado al técnico fuera del Di Stéfano el próximo año, pero el simple hecho de pensar que tras el duro trabajo realizado por Toril, el entrenador andaluz se puede quedar fuera del plantel de un Castilla en Segunda División da escalofríos. Falta rematar el ascenso el próximo domingo, pero creo que si el Madrid quiere dejar en buenas manos su primer filial el curso 2012-13 debe hacerlo con Toril al mando. De eso no hay ninguna duda, al menos, por mi parte.

 

Puede seguir a David Jorquera en Twitter: @davidjorquera

Puede seguir a Defensa Central en Twitter: @defcentral

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información