Ir a versión clásica Ir a versión móvil

Parto con dolor

  • El Madrid derrotó agonísticamente al Numancia para sumar sus tres primeros puntos en Liga. El arreón de pólvora blanco tumbó a los de Kresic, que nunca le perdieron la cara al encuentro
Miguel Queipo de Llano - La Crónica Miguel Queipo de Llano - La Crónica

Fue un partido raro, con siete goles pero ratito, con siete chicharros pero frío como el otoño que ha caído de sopetón como Madrid, pero sirvió para comprobar cómo el Madrid tiene pólvora, aunque sea a base de achuchones. El Numancia, dignísimo rival, fue un hueso mucho más duro de roer de lo previsto y sólo las genialidades de los de blanco consiguieron desnivelar un choque que el ritmo apático impuesto por los de Schuster casi complica. Fue un parto sin epidural, a la antigua usanza, con dolor. Y todo, para sumar los tres primeros puntos en Liga, lo que no es moco de pavo.

DE SUSTO EN SUSTO

El partido fue, en su primera mitad, un tobogán de emociones. El Numancia saltó al campo como si fuera el Milan, presionando en todas las zonas y merodeando con algo más que con peligro el área de Casillas. Tras un primer aviso cuando el colegiado ni se había sacado el silbato de la boca, un error en una jugada a balón parado (el tercero en dos jornadas, hay que hacer algo ya) puso por delante a los de Kresic. Barkero (buen jugador), sacó un córner muy abierto al segundo palo. Todos los blancos y rojillos apelotonados en el primer palo y Moreno llegando como una exhalación para cabecear a placer. 0-1 y canguele.

Ahí llegó el primer error del Numancia, de repente desinflado, y Guti comenzó a participar, Diarra bufando como un jabato tirando del carro, ni Ramadán ni gaitas, y Gonzalo Higuaín, ayer titular por la ausencia de Raúl, buscando las cosquillas en todas sus apariciones. Un disparo blandito del catorce, anoche capitán, rebotó en un zaguero numantino y llevó las tablas al marcador, gol 5.000 en la historia blanca, se lo merece. Pero cuando todo parecía más plácido, Barkero se sacó un zurriagazo desde su casa y batió por toda la escuadra a un incrédulo Casillas. 1-2 y otra vez cuesta arriba.

Fue un espejismo, porque en ese momento toda la pólvora que atesora la plantilla decidió explotar al unísino, adiós a la Santa Bárbara del Bernabéu. Higuaín, en un movimiento de crack, hizo el empate, Van der Vaart se redimió de su expulsión de la Supercopa con un chicharrazo marca de la casa (al balón le tuvieron que dar dos puntos de sutura) y Nagore, un ex del Atlético cómo no, hizo el póquer blanco. 4-2 y todo solucionado... O eso parecía.

CASILLAS ES HUMANO.

Porque en la segunda mitad, y con el Madrid demasiado apático, la mente entre las selecciones y la Champions del miércoles, un nuevo gol a balón parado (cuarto en dos jornadas) metió a los sorianos en el partido: falta directa que lanza Moreno, blanda y muy al centro, Casillas que se dejó las alas en el vestuario y 4-3. Había partido, porque el Madrid, pese a los cambios, siguió demasiado frío, lo decía la tensa calma que se vivía en las gradas, por cierto no abarrotadas como es habitual. Cada aproximación a un área era una ocasión, pero no había continuidad, el encuentro seguía deslabazado.

Pero se fue desangrando, pese a los ímpetus numantinos por seguir su racha iniciada ante el Barça ante el vigente campeón y un susto de Robben, cuyo pie derecho se enganchó en el césped y la rodilla casi se le va, otra vez. No fue así. Hay pólvora y el holandés de cristal aguantó el primer envite. Aunque sea con dolor y con más sufrimiento del previsto. Pero tres puntos al saco, que es lo que cuenta, pese a que Palacios, con el tiempo casi cumplido, tuvo el empate en sus botas. Una talla más y...





LA FICHA DEL PARTIDO

4 - Real Madrid: Casillas; Salgado, Pepe, Metzelder, Marcelo; Diarra; Guti, Van der Vaart (De la Red 68"); Higuaín (Drenthe 83"), Robben; y Van Nistelrooy (Raúl 68").

3 - Numancia: Juan Pablo; Juanra, Palacios, Boris, Cisma; Mario (Del Pino 60"), Moreno, Nagore, Barkero (Álvaro Antón 65"), Bellvis (Juan Quero 80"); y Brit.


Goles

0-1 (7"): Córner que bota Barkero desde la zona izquierda del ataque del Numancia. Su centro, pasado al segundo palo, lo remata llegando desde atrás y libre de marca Moreno, batiendo a Casillas.

1-1 (19"): Van Nistelrooy deja en la frontal de cara para Guti, que remata con la izquierda y el balón, tras tropezar en Boris, se convierte en el gol 5.000 en Liga del Real Madrid y en el momentáneo empate.

1-2 (23"): Tremendo zurdazo de Barkero desde 25 metros, a la escuadra derecha de Casillas.

2-2 (26"): Van Nistelrooy ve el desmarque de Higuaín, que se anticipa a Cisma y bate a Juan Pablo.

3-2 (34"): Tremendo zurdazo al palo corto de Van der Vaart, que supera inapelablemente al meta del Numancia.

4-2 (40"): Córner que bota Guti desde la derecha del ataque del Madrid, Pepe peina en el primer palo y Nagore, dentro del área pequeña, remata contra su propia portería.

4-3 (57"): Moreno, de falta directa y con Casillas mal colocado.


Árbitro: Paradas Romero, del colegio andaluz. Amonestó a Palacios (61").

Incidencias: Santiago Bernabéu. Casi lleno, unos 80.000 espectadores. Raúl recibió antes de comenzar el partido el trofeo Alfredo di Stéfano que entrega el diario Marca como mejor jugador liguero de la pasada temporada. Rafa Nadal y el resto del equipo español que jugará las semifinales de la Copa Davis ante EE UU a partir del viernes presenció el partido desde el palco de honor.
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información